La jueza Penal de 11º Turno dispuso este martes la formalización de un adolescente de 17 años de edad por la presunta comisión de una infracción grave a la Ley Penal, tipificada como un delito de daño, en calidad de autor. Como medida cautelar, el joven
deberá cumplir arresto domiciliario nocturno por 60 días.
En horas de la madrugada del martes fue solicitada la presencia policial en un local de venta de tragos, ubicado en Avenida Aiguá. Al arribo los efectivos se informaron con el denunciante de que un sujeto rompió el parabrisas de su automóvil con un hierro, y aportó sus características.
Poco después, otro móvil policial ubicó y detuvo al sujeto, que resultó ser el adolescente en cuestión. Luego de realizadas las actuaciones correspondientes la Justicia dispuso las medidas citadas.

Contenido publicitario