esposajoven

En un comunicado divulgado ayer a todo el país, el Inau y el grupo Inmujeres, asociados a la Unicef y ONU Mujeres, llamaron “a la reflexión” por la emisión de “un producto televisivo que presenta una situación de matrimonio forzado de una adolescente de 13 años”. El mensaje aclaró que Inau ya “está realizando acciones con el medio de comunicación al amparo de la Ley de Medios, N° 19.307” para “asegurar que no se trasmitan propagandas en el horario de protección y emitir la misma fuera de dicho horario, teniendo en cuenta que los programas no aptos para todo público deberán estar debidamente señalizados con signos visuales y sonoros al comienzo y durante su transmisión”.

El comunicado recordó que “Uruguay ha ratificado diversos tratados internacionales y convenciones (Convención de los Derechos del Niño y la Convención sobre la eliminación de todas las formas de discriminación contra la mujer) que recomiendan la edad mínima para contraer matrimonio en los 18 años”.

También indicó que “el matrimonio, concubinato o relación de pareja de adultos con niñas y adolescentes encubre situaciones de violencia tales como: abuso, embarazo no intencional o forzoso, explotación, trata y trasmisión intencional de infecciones de trasmisión sexual. Es la expresión de relaciones de subordinación de las niñas y adolescentes que atenta contra su derecho a la libertad, al desarrollo saludable, a la educación o al acceso a oportunidades laborales y sociales. Son prácticas que debemos prevenir y visualizar como de riesgo para las niñas y adolescentes y que atentan contra los derechos que consagra nuestro Código de la Niñez y Adolescencia”, recordó.

Maternidad forzada

La misiva destacó que en el Uruguay, 7,4% de las adolescentes de entre 15 y 19 años están casadas, según un estudio realizado en 2013 por Unicef en colaboración con el Ministerio de Desarrollo Social. Además, según el mismo estudio, 10,2% de las que actualmente tienen entre 20 y 24 años y se casó siendo menor de edad, lo hicieron con un hombre 10 años mayor o más.

En nuestro país, en el 2014, un 16,4% de los nacimientos fueron de madres adolescentes de 10 a 19 años, según datos del Ministerio de Salud. En ese mismo año se registraron 169 situaciones de maternidad forzada. La maternidad en niñas y adolescentes se da fundamentalmente en los sectores más pobres y con más necesidades básicas insatisfechas (NBI): 1 de cada 5 adolescentes con 2 o más NBI son madres (22,4%), lo que desciende al 3,6%. entre las adolescentes con necesidades básicas satisfechas (Varela et al, 2014). 3 de cada 4 adolescentes madres abandonó sus estudios antes de embarazarse.

“Esta es una realidad de la infancia y adolescencia de nuestro país que realmente debe preocupar e interpelar a la sociedad en su conjunto. Es la expresión de inequidades socio-económicas, territoriales y educativas ya que tiene mayor presencia entre la infancia y adolescencia con menor nivel educativo, entre las residentes en zonas rurales, vinculada a la hipersexualización de niñas y adolescentes que son a menudo presentadas como objetos sexuales, cosificadas y adultizadas”, dijo el mensaje.

Edad mínima

“En relación al embarazo en adolescentes no intencional, en el marco de los Objetivos Sanitarios Nacionales 2020, el Ministerio de Salud impulsó la elaboración de una estrategia intersectorial en la que se compromete INAU con otros organismos del Poder Ejecutivo, redoblando esfuerzos en el abordaje de este fenómeno complejo. En cuanto al matrimonio o concubinato forzoso, en nuestra legislación, la edad mínima para el matrimonio está establecida en 16 años y debe existir el consentimiento expreso de los padres y las madres”, indicó la misiva.

“INAU junto al Ministerio de Desarrollo Social, Ministerio de Salud, Ministerio de Relaciones Exteriores, Instituto Nacional de las Mujeres, Institución Nacional de Derechos Humanos, Grupo Interagencial de Género de Naciones Unidas y CIRE-sociedad civil, están promoviendo la modificación normativa para elevar la edad mínima de matrimonio a los 18 años, ya que consideramos que debemos avanzar en la protección de nuestra infancia y adolescencia ante prácticas que estuvieron naturalizadas y extendidas, pero que hoy sabemos que son causa y consecuencia de la vulneración de sus derechos”, concluyó.

“Una posición contra el abuso de menores”

En la novela “Esposa joven”, rodada en Turquía, una niña de 13 años es obligada a unirse en matrimonio con un hombre mayor de edad al que no conoce. La historia se emite en Montecarlo TV, cuya gerente de programación, Mercedes Guinle, dijo ayer a El Observador que la gerencia ha recibido y analizó los comunicados de Inau y otros organismos. No obstante, dijo que “la novela presenta una posición contra el abuso de menores”.

“Estamos en contacto con INAU y hemos accedido a las solicitudes planteadas respecto del horario de emisión y las promociones finalizado el horario de protección al menor”, señaló. “Zehra es una inteligente niña de 13 años, con grandes planes para el futuro, pero su vida cambia por completo cuando es forzada a casarse con un desconocido y millonario joven, Ali Kirman. Luego del matrimonio, Zehra se traslada a vivir a una lujosa mansión junto a su esposo y la familia de él. En medio de tanto sufrimiento, una profesora que casualmente es la madre biológica de la niña quien ella cree que está muerta, será su mano derecha en su desesperado intento por escapar”, refirió. La telenovela se exhibe a las 22 horas los días lunes.

Contenido publicitario

2 COMENTARIOS

  1. ¿El INAU se preocupa por esto?, ¿se preocupó por Camila……se preocupa por las traga monedas que cada dia hay más?….vamos….

  2. si causa problemas, la censuran y se terminó el tema….a las bananas…a las bananas……. Sobre lo que ven mis hijos no va a venor el Estado a ikndicarme normas dentro de mi casa….a las bananas, a las bananas….
    Pasa que estamos en una democracia que si atacamos los negocios de una minoría debemos pensar en la mayoría pero….a las bananas, a las bananas.

Comments are closed.