La página web de Presidencia de la República destacó la pasada semana el funcionamiento del edificio del Centro Universitario Regional Este (Cure) en Maldonado. La nota señaló que el lugar tiene unos cuatro años de operativo y realiza inversiones para aumentar sus aularios, de forma de satisfacer la demanda creciente. Más de 3.500 personas las que cursan allí carreras de grado, tecnicaturas y maestrías, entre otras propuestas educativas de la Universidad de la República. El local cuenta con amplios salones, laboratorios varios y biblioteca, destacó.
De acuerdo al comunicado, el Cure de Maldonado está en etapa de ampliación. Posee una matrícula superior a los 4.300 alumnos de carreras de grado, si se suma a quienes cursan en las otras dos sedes de Rocha y Treinta y Tres. En Lavalleja, el Cure funciona, pero con menor presencia.
En total se dictan 16 carreras de grado, incluyendo los programas académicos de los Ciclos Iniciales Optativos (CIO) y los módulos de diseño y creación artística. Esto incluye las licenciaturas en Diseño de Paisaje, Educación Física, Enfermería, Gestión Ambiental, Lenguajes y Medios Audiovisuales, Turismo, Administración y Contabilidad y Artes Plásticas y Visuales. En Maldonado se imparten 10 carreras, siete en Rocha, cinco en Treinta y Tres y una en Lavalleja.
Además, se ofrece la Tecnicatura en Deporte y las carreras de Tecnólogo en Informática, Minero y Telecomunicaciones, así como el curso de Guardavidas. A su vez tiene cuatro ofertas de posgrado: Programa de Posgrado en Manejo Costero Integrado del Cono Sur (Especialización y Maestría), Maestría en Políticas Culturales y Diploma de Especialización en Física, informó.

Más aulas
El edificio cuenta con varias aulas, laboratorios de diversas especialidades (como ecología y química), biblioteca, un aula magna de 150 butacas y oficinas de administración con bedelía y dirección. Actualmente se está en un proceso de ampliación de la estructura edilicia con nuevos aularios. Esto incluye cinco salones y un aula de amplias dimensiones, que es adecuada para atender el incremento que registra la matrícula, sobre todo el último año, que alcanzó unos mil estudiantes.
El director regional del Cure, Joaquín Marqués, conversó con un equipo de la Secretaría de Comunicación Institucional que recorrió las instalaciones. Explicó que la transformación de la Universidad en el interior es un proceso de largo aliento. “En el Cure comenzamos a trabajar hace unos 10 o 12 años, pero se conformó como centro universitario regional hace unos cinco años, en cuanto al desarrollo institucional. Son impulsos que van fortaleciendo la institucionalidad, lo que deriva en mejor desarrollo académico y ofertas”, afirmó.
“La creación de los centros universitarios regionales en general tiene un efecto sobre el desarrollo social, económico y cultural de los lugares donde están insertos. El relacionamiento directo con los gobiernos locales y los actores sociales e institucionales es la forma de crear universidad en el interior”, agregó.

Lugar “emblemático”
El presidente de la Comisión Coordinadora del Interior, Rodney Colina, concibe este local de Maldonado como emblemático por todo lo que se logró “construir” en menos de 10 años. Por ejemplo, destacó varios miles de metros edificados, carreras funcionando y grupos de alta dedicación, que permitieron pasar de una matrícula cero a varios miles de estudiantes. “Es una sede grande con una vida académica muy activa”, señaló. “En 2009 acá no había absolutamente nada, y lo que se ve hoy es sorprendente”, concluyó.