Siteam-Anja

 

Los equipos a cargo del rescate del carguero Siteam Anja aguardan una mejora en las condiciones de mar para alijar al menos diez mil toneladas del cargamento de aceite de soja que tiene abordo. De esta manera el buque recuperaría flotabilidad y podría dar marcha atrás y zafar de la encalladura que lo mantiene a poca distancia de la Isla de Lobos.

Para que esto ocurra debe aproximarse un buque tanque en lastre para recibir parte de las 32 mil toneladas de aceite de soja que tiene abordo.

Los oficiales de la Comisión Técnica de Marina Mercante de la Prefectura abordaron en la madrugada pasada al barco para poder establecer la magnitud de los daños provocados por la roca. También se encuentra  a bordo un oficial de Medio Ambiente

Desgracia con suerte

Los técnicos aseguran que la roca que le produjo dos rumbos en su casco no alcanzó ni al compartimiento de carga, ni a los tanques de combustibles. Éstos últimos cargados con miles de toneladas del contaminante fuel oil.

“Lo primero pasa por alijar al barco para que recupere flotabilidad. Luego sacarlo de ese lugar. Una vez que esto ocurra los remolcadores lo llevarán hasta el puerto elegido por el armador para poder repararlo. Pese a los rumbos que tiene el barco aún tiene flotabilidad porque el agua que ingresó se encuentra en el doble fondo”, indicó Jausolo.

“En condiciones normales los doble fondos muchas veces se inundan para darle mayor estabilidad al barco cuando se navega en malas condiciones de mar. Que haya agua ahí en este momento no es nada grave desde el punto de vista de la flotabilidad y de la estabilidad”, añadió.

“La maniobra es compleja y debe llevarse a cabo con extrema precaución porque en ese lugar existe poca profundidad”, explicó Gastón Jausolo, vocero de la Armada Nacional. “Lo positivo de esto es que no hubo contaminación y que el barco no quedará allí. Será sacado. No quedará un mamotreto al lado de la isla”; indicó. “Esta todo controlado. No hay riesgos por el momento mientras la meteorología  no cambie. Esto puede hacer que el barco se mueva complicándose de esta manera la situación respecto de lo que ocurre en el momento”, agregó Jausolo.

El accidente

El barco siniestrado había partido del puerto granelero de San Lorenzo en Argentina y tenía como destino el puerto brasileño de Río Grande del Sur.

El incidente sobrevino cuando el barco primero sufrió un desperfecto de sus motores lo que fue seguido por un blackout lo que en los hechos lo dejó ingobernable. El tanquero derivó producto del abatimiento y deriva hacia el sur, encallando a corta distancia de Isla de Lobos. La velocidad que llevaba el barco provocó que la piedra le provocara un rumbo de más de treinta metros de largo.

Jausolo aseguró que el carguero solo afectó la parte externa del doble forro que tiene, tal como se le exige a este tipo de embarcaciones desde hace más de veinte años.

Los daños fueron confirmados por dos buzos de una empresa privada contratada por la agencia marítima que representa los intereses del armador del buque.

“Al tener doble casco el agua que ingresó por los rumbos no ingresó a los tanques de carga”, explicó. “Hay otro rumbo en la sala de máquinas que ya fue controlado con bombas de achique”, añadió. En el lugar del incidente se encuentra el ROU Vanguardia, los remolcadores “Matrero” y “Punta del Este” como también el buque de apoyo “Audax II”. Este último buque aportó las barreras de contención tendidas entorno del carguero para evitar que un eventual derrame afecte a la Isla de Lobos.

El “Siteam Anja”, no solo tiene miles de toneladas de aceite de soja. También tiene una carga importante de fuel oil empleado para abastecer a sus motores.

La operación de rescata se encuentra bajo el mando del Prefecto Nacional Naval, contraalmirante Carlos Abilleira.

La Prefectura del Puerto de Punta del Este lleva adelante el sumario respectivo para determinar las eventuales responsabilidades del capitán del barco. Esto es, si actuó a tiempo y porque no fondeó al ancla antes de impactar contra los bajos de Isla de Lobos.

El barco cuenta con los certificados vigentes de seguridad, casco, motores, entre otros de acuerdo a lo que establece las  normas de la Organización Marítima Internacional (OMI).

 

Datos

Siteam Anja

Bandera: Islas Marshall

Tipo: tanquero

Eslora: 182.97 mts.

Manga: 32.23 mts.

Calado: 10.4 mts

Velocidad máxima: 13.8 nudos

Velocidad media: 10.2 nudos

Arqueo bruto: 28.027 toneladas

Peso muerto: 44.640 toneladas

Año de construcción: 1997

 

Ayuda

 Barco: ROU Vanguardia

Armada Nacional

Eslora: 72 mts

Manga: 12 mts

Tipo: Barco militar de servicio

 

Barco: Punta del Este

Tipo: Remolcador

Bandera: Uruguay

Eslora: 36 mts

Manga: 10 mts

Calado: 4.4 mts

Velocidad máxima: 10.9 nudos

Velocidad media: 10.6 nudos

 

Barco: Matrero

Bandera: Uruguay

Eslora: 34.84 mts

Manga: 10.02 mts

Calado: 3.7 mts

Arqueo bruto: 387 toneladas

Peso muerto: 176 toneladas

Año de construcción: 1991

Tipo: remolcador

 

Barco: Audax II

Bandera: Uruguay

Arqueo bruto: 566 toneladas

Peso muerto: 756 toneladas

Eslora: 53.52 mts

Manga: 11.26 mts

Año de construcción: 1967

Tipo: buque de apoyo

 

Foto: www.vesseltracker.com

Contenido publicitario