De la misma manera que suben los precios internos de la carne empujados por los de exportación, cuando bajan en el mercado externo también lo hacen en el local, dado que ambas cotizaciones están relacionadas directamente, explicó el presidente del Instituto Nacional de Carnes( INAC), Federico Stanham. El operador informó, además, sobre el descenso de 30 % en el valor de las ventas a China este mes, respecto de noviembre, cuando se llegó al récord de 4.200 dólares la tonelada.
“El descenso del precio de la carne en el mercado uruguayo incidirá primero en algunos cortes para luego ir generalizándose”, aseguró Stanham en una conferencia de prensa realizada este martes 21 en el edificio del organismo.
El titular del INAC dijo que “ese quiebre de tendencia repercute en las condiciones de los nuevos negocios y en los ya hechos. Hay alrededor de 35.000 toneladas involucradas que están en proceso de renegociación, circunstancia en que las empresas estatales chinas manifestaron que honrarán el compromiso con lo que estaba estipulado”, manifestó.
“La carne va a ir adonde se paga más, porque toda la cadena así lo quiere, aún a riesgo de la concentración—como sucede con China, donde se coloca casi el 60 % del total exportado—, pero los otros mercados están abiertos y Uruguay tiene muchas opciones de colocación”, señaló. “Un ejemplo es Japón, que compra carne en forma creciente”, acentuó.