POLICIAmoto (Copiar)Si bebes no manejes, repite la prudencia popular y hasta innumerables avisos financiados por el gobierno y las autoridades municipales. No hay caso. Casi cada día algún conductor alcoholizado es sorprendido cuando ya causó -o está a punto de hacer- estragos en las calles de la zona.

El peligro se intensifica en las madrugadas del fin de semana, cuando la juventud e ainda mais sale de su madriguera con la intención de romper la noche. Luego vienen las lamentaciones. A las cinco de la mañana del pasado sábado la policía recató a dos náufragos de la disipación que estaban a punto de romperse la crisma. Una dotación del Cuerpo de Radio Patrulla se hallaba en su tarea preventiva cuando vio a dos personas que caían de una moto Baccio Classic. El chofer había perdido el dominio del vehículo y ambos se despatarraron, pero ninguno salió lesionado.
Se trataba de un joven de 20 años y otro de 24, a los que se les realizó una prueba de espirometría. El resultado fue negativo, es decir, la prueba resultó positiva.
El conductor del vehículo quedó detenido por la Ley de Faltas hasta que la juez actuante le permitió retirarse.

Otro caso de violación a la ley de Faltas tuvo lugar casi a la misma hora en Punta del Este, cuando un hombre de 33 años cruzó un semáforo en rojo y fue detenido a solicitud de un inspector de tránsito municipal. La libreta de conducir del individuo se encontraba retenida desde casi un año por lo que quedó detenido por la Ley de Faltas.

Otra que terminó detenido fue un ciudadano extranjero de 26 años que fue acusado de incurrir en mendicidad abusiva en las calles de Punta del Este. El individuo realizaba malabares en el cruce de las calles 20 y 30 de la península y pedía dinero a los transeúntes. El individuo manifestó que había llegado el día anterior al departamento. Tras un rato en el juzgado fue advertido “bajo severo apercibimiento de abstenerse de realizar malabares y mendicidad abusiva en la vía pública”.

Gente de a caballo

Mientras tanto, la Policía carolina tampoco descansa. Esta semana llegó incluso a detener a dos ladrones que se desplazaban a caballo por la ciudad. Todo comenzó hacia la una y media de la tarde del domingo, cuando alguien llamó a la comisaría

para avisar que en el cruce de las calles Treinta y Tres y Lavagna, se desplazaban dos sujetos a caballo llevando efectos que parecían haber robado.
Una vez en el lugar, los efectivos detuvieron a los jinetes, un hombre de 33 años y un joven de 17. Uno de ellos llevaba entre sus ropas un cuchillo de 20cm de hoja, y en una bolsa los siguientes efectos: una notebook, dos nintendos portátiles, un Play Station, un perfume, una caja de vino, un par de auriculares y un desodorante.
Casualmente, esos efectos figuraban como hurtados de una finca ubicada en la calle Juana de Ibarbourou.
Efectivos de Policía Científica realizaron un relevamiento de los daños ocasionados en esa vivienda finca y de los efectos recuperados por la policía. En tanto, la víctima del robo reconoció como suyos la totalidad de los artículos recuperados.
Los detenidos fueron llevados ante la justicia. La magistrada actuante dispuso el procesamiento sin prisión del sujeto de iniciales W.E.G.G., por un delito de Hurto Especialmente Agravado por la penetración en el lugar destinado a habitación y pluriparticipación en calidad de coautor. Como media cautelar le impuso concurrir a la seccional policial más próxima a su domicilio, por el término de 60 días, dos veces por semana tres horas contemplando su actividad laboral.
El adolescente, como autor inimputable de una infracción a la Ley Penal tipificada como Un Delito de Hurto en calidad de Autor, deberá concurrir al Centro La Estación por el término de 60 días.

Violencia privada

Un hombre de 26 años fue enviado a prisión después de que atentara contra una moto propiedad de su expareja. La denuncia del hecho fue presentada por la víctima el pasado sábado10 ante la Unidad Especializada en Violencia Doméstica de Maldonado.
La mujer, de 42 años de edad, expresó que el individuo concurrió a su domicilio y le cortó las cubiertas de la moto con una cuchilla. Asimismo, dijo que le envió mensajes de texto a su celular con amenazas.
El sujeto fue detenido y puesto a disposición de la magistrada de Feria de Cuarto Turno de Maldonado, quien determinó su procesamiento y prisión. David Jonathan Castro Martínez fue imputado de un delito de Violencia Privada.

Contenido publicitario