El intendente Enrique Antía participará mañana martes, a la hora 10, de la habilitación de un puesto de control bromatológico instalado en Ruta 9, jurisdicción de Solís Grande, que demandó una inversión de alrededor de 50 mil dólares. El nuevo puesto contará con videovigilancia, iluminación led y una plataforma exclusiva para efectuar los controles, entre otras cosas.

El alcalde de Solís Grande, Hernán Ciganda, indicó que se realizó un importante trabajo de saneamiento, tomando en cuenta la Ruta 9. El antiguo puesto de control bromatológico será sustituido por una moderna infraestructura que tendrá nuevos baños para los contribuyentes y funcionarios. En el lugar se instaló iluminación led y una batería de cámaras de seguridad que serán monitoreadas desde Maldonado.Las áreas verdes contarán con flora nativa, con la plantación de Palmeras Pindó- especie autóctona de la zona-. El mantenimiento del parquizado se realizará a través del sistema de riego por goteo.

DEJA UNA RESPUESTA

Escriba su comentario
Ingrese su nombre