La fiscal Ana Dean imputó a dos hinchas de club River Plate argentino que generaron desórdenes en el parador de la Parada 12 de Playa Brava horas antes del encuentro. En esa ocasión, un hombre argentino, de 36 años, fue herido de bala por el concesionario del local a causa de los desórdenes y daños que estaban generando en el local. El empresario fue formalizado por el delito de lesiones en una audiencia que se desarrolló hoy domingo.
Como se sabe, hinchas alcoholizados de River Plate, el equipo argentino de fútbol que este sábado se enfrentó a Nacional en el Campus, causaron varios disturbios en la zona. Uno de ellos tuvo lugar en el parador ubicado en la 12 de la Brava, cuyo concesionario debió defenderse.
Los desórdenes tuvieron alerta a la Policía. Otro grupo de hinchas quiso llevarse mercadería sin pagar en el mercado Barrios de la avenida Camacho y en el Disco de avenida Roosevelt. En esos casos generaron desórdenes que debió reprimir la Policía. Otro incidente se denunció a la altura de parada 16.
Muchos hinchas de River Plate llegaron a la zona en ómnibus. Una docena de ellos no pudo ingresar al estadio a causa de su estado de ebriedad.