El parte policial de la víspera sólo informó de una formalización a un individuo de iniciales L.D.V.S por la presunta comisión de un delito de “receptación”, al que la justicia le impuso prisión preventiva por 45 días.
Días atrás un hombre se presentó en la seccional segunda de San Carlos para denunciar que la noche anterior, mientras se encontraba en su moto en la intersección de las calles 25 de agosto y Aschieri de la capital carolina, se le apersonó un individuo que le apuntó a la cabeza con un arma y le robó la moto, el casco, dinero, documentos, celular, por poco hasta la ropa se le lleva. La víctima, a pesar de los nervios, vio cómo el delincuente ingresaba a una casa de color azul ubicada a pocos metros del lugar.
Una semana después, un móvil de URPMIII vio la moto robada en la intersección de calle 18 de Julio y Alvariza y procedió a detener al conductor, que hasta tuvo el tupé de exhibir la libreta de propiedad que se había robado junto al vehículo días pasados. Así las cosas, L.D.V.S. de 34 años de edad, poseedor de antecedentes penales, fue derivado a dependencias del Área de Investigaciones de la Zona Operacional III y esa misma tarde se hizo un allanamiento en la casa “azul”, que resultó ser el domicilio de una mujer de 26 años de edad, también poseedora de antecedentes penales.
Una vez realizado el allanamiento con el apoyo de URPM III y PADO III se procedió a la incautación de cocaína presentada en 17 envoltorios de aproximadamente un gramo y 8300 pesos uruguayos y otro envoltorio con 1gramo de pasta base. Ante esta novedad la Fiscal de 1er turno de San Carlos dispuso la detención de la mujer de 26 años y la de un menor de edad que estaba con ella, así como la conducción de L.D.V.S. a la audiencia correspondiente.

Contenido publicitario