Dos agentes policiales concurrieron a atender una llamada de emergencia realizada desde un domicilio de Maldonado Nuevo y socorrieron a una joven mujer que estaba a punto de dar a luz. Todo terminó felizmente, con un nuevo uruguayito en escena.
Todo ocurrió en la madrugada de este jueves, cuando el Centro de Comando Unificado recibió un pedido de auxilio desde la calle Manuel Meléndez y Areguatí. Dos efectivos llegaron al lugar y fueron recibidos por un hombre que los hizo entrar a un dormitorio. En una cama de una plaza se encontraba una mujer de 19 años de edad en trabajo de parto. Para que el recién nacido no tuviera problemas debieron desenredarlo del cordón umbilical, en virtud de que estaba “quedando morado”, según el parte policial.
No obstante, debido a la situación compleja que presentaba, los agentes solicitaron apoyo. Otro funcionario policial decidió cortar el cordón umbilical y madre e hijo fueron trasladados a un centro de salud, cuyo personal médico destacó la labor que habían realizado. Los dos se encuentran ahora en buen estado de salud.

Foto: archivo

Contenido publicitario