rapetti

Por el Esc. JOSÉ L. RAPETTI TASSANO

Poco tiempo atrás el Diputado por Canelones  Daniel Peña, elegido por Alianza Nacional, se fue del Partido Nacional para incorporarse al Sr. Novick.  En un reportaje del Semanario “Búsqueda” del pasado 20 de octubre, el Diputado Daniel Peña explica sus motivos.

Dice el periodista de Búsqueda que a las espaldas del entrevistado hay dos cuadros del caudillo Blanco  Wilson Ferreira Aldunate.  El Diputado Peña comienza a explicar su vinculación con el Sr. Novick “por la generación de un espacio político nuevo que la gente reclama para cambiar el gobierno”.  Dice que Novick es una “oferta electoral distinta”.  Agrega que “no visualizo cambios en ninguno de los dos Partidos tradicionales…”  y que eso fue lo que más peso tuvo en su decisión.   Hace mención también a los 200.000 votos que Novick obtuvo en la elección  para Intendente de Montevideo. Recuerda que Novick no tiene partido, pues la Concertación no existe en el resto del País. Cuando el periodista le pregunta acerca del rumor instalado de que “se había ido con Novick por un tema de plata”, Peña contesta que “El día que deje de ser libre dejo de hacer política” y que nadie le ofreció plata en su vida política,  ni ahora ni antes.

NO A LAS IDEOLOGÍAS.  A lo largo de la entrevista Peña insiste en la importancia de Novick para cambiar el gobierno,  y en el rechazo a las ideologías ponderando a la gestión como la gran virtud del Sr.Edgardo Novick. Eso es también lo que el mismo Sr. Novick insiste en sus apariciones, en destacar la gestión como valor principal para gobernar. Desde luego que  reconocemos que la buena gestión es un enorme valor en cualquier actividad, pero no basta sólo con eso para gobernar.                                                                                                              La ideología no puede tomarse como algo malo, por el contrario es de esencia en política que los actores se muevan en función de ideas. Porque si no hay ideas queda el paso libre a las “conveniencias”, a las improvisaciones y a muchas sorpresas desagradables. Someramente ideología es un conjunto de ideas sistematizadas y  tendientes a una finalidad de obtener su aplicación práctica  en beneficio de la sociedad. Naturalmente hay ideologías muy encontradas, muy diferentes, pero ello en la vida pública brinda a la gente la posibilidad de elegir, tomar partido por un grupo o partido que sostiene tal o cual ideología. Los alemanes a comienzos de la década de los años 30, tuvieron la oportunidad de inclinarse por una ideología tan nefasta como la de los nazis, o antes a partir de 1922 los italianos con el fascismo de Mussolini, o los partidos comunistas, los democráticos, los social cristianos, los social demócratas, los liberales. Esa es la posibilidad de saber por los caminos que tomarán los hombres de esos partidos. Pero no es posible saber por cuales vías transitarán los hombres sin ideas, los que sólo tienen como argumento “la gestión”.  Hitler, Mussolini, Stalin o cualquier otro pudieron tener muy buena gestión en sus gobiernos, y seguramente fueron exitosos dados los resultados económicos obtenidos que les posibilitaron lanzarse a la guerra de conquista de otras naciones.     No sabemos acerca de Novick  cuál es su posición  en el plano de lo Social, que piensa sobre las políticas de género, sobre la educación,  sobre la juventud, el derecho a la vivienda, la situación de los asentamientos irregulares en diversas ciudades, sobre la mega minería metalífera a cielo abierto, sobre la cuestión de cultivos y agroquímicos que afectan el medio ambiente, sobre el uso del agua, siendo nuestros recursos hídricos un valor esencial en el futuro, el matrimonio igualitario, el régimen de adopción ,  la desregulación de los salarios, el intervencionismo estatal, en fin, tantos aspectos que la Sociedad debe saber de un aspirante a conducir un gobierno nacional.

En el plano estrictamente económico, se puede ser liberal, neo liberal, colectivista, corporativista, en fin, dentro de una economía capitalista se puede ser partidario del libre mercado, de un intervencionismo más o menos moderado, de economía mixta, y variedades. ¿Qué piensa Novick en materia económica? ¿O es de economía dirigida como la comunista? ¿O corporativista como el fascismo? En fin, cualquier cosa de esas puede ser quien manifieste o se proclame contrario a las ideologías.

El Sr. Novick no ha dicho otra cosa que él:  es gestión.  ¿Y que es gestión? Sintetizando ejemplos  es arreglar una calle, que se haga una alcantarilla, que donde faltan baños se hagan y se hagan bien, que el edificio esté pintado, que si se rompe una maceta se reponga y no quede feo, en fin, eso.  Así de incoloro.

LA SEDUCCIÓN DE NOVICK. El Diputado Peña quedó  seducido  por Novick, y le encontramos estos motivos “seductores ” que dijo =  a) “la votación en Montevideo me hizo respetarlo políticamente”;  2)  que le ganara en Montevideo a la figura del MPP (Topolansky), “ahí abrí los ganchos”;  3) se siente cercano a Novick por el estilo de vida, dice Peña que el empezó repartiendo diarios, iba a la escuela y liceo públicos; 4)  “generar políticamente un movimiento que ayude a mover el escenario político”;  5) “espacio político sin dejar de ser quien soy”. “No voy a dejar de ser Blanco y wilsonista”; 6) dice que Novick “es el actor que llega a la vida política para no sacarle nada a la política”

Reflexionando. Así que si Novick como candidato a la Intendencia de Montevideo no hubiera alcanzado esa votación, que aún perdiendo le permitió tener más votos que la lista del MPP, y que le permitió “abrir los ganchos”, probablemente no habría tenido esa causal de “seducción”.  En cuanto a que Peña afirma que va a seguir siendo Blanco y Wilsonista, también parece incierto, pues como el Sr. Novick no ha dicho nada acerca de su futuro y no tiene ideología alguna, dado que las rechaza, nadie puede estar seguro si mañana le conviene estar integrado al Partido Colorado, cual sería la ubicación del Diputado Daniel Peña, que puede terminar votando a Bordaberry, o si Novick, que desdeña la ideología termina en el Frente Amplio, y Peña vota por Mujica o similares. Riesgos Señor Diputado Peña que usted  corre al inclinarse por quien no tiene rumbo ideológico. Menos aún se le puede a Usted ocurrir que siga siendo wilsonista. Si Wilson para Usted es algo más que un retrato, y creo que sí, que Usted ha reconocido en Wilson Ferreira Aldunate un conductor con un camino ideológico de nacionalismo republicano y de concepción  social demócrata. Cuando Wilson se jugó la vida defendiendo la Democracia y la dignidad nacional contra la dictadura, eso Diputado Peña es ideología. También dice Usted que sigue siendo Blanco, entonces recuerde que nuestro Partido desde sus albores republicanos ya pasados  180 años, con su fundador el Presidente Manuel Oribe estableció como ideas centrales de los Blancos: INDEPENDENCIA, NACIONALIDAD, AMERICANISMO. Y la leyenda de nuestra Divisa Blanca que nuestros héroes lucieron desde el campo de batalla en arroyo Carpintería, “Defensores de las Leyes”.  Eso es ideología. Eso es lo que sostienen los hombres de ideas, por las que muchas veces se sufre y se muere, como le pasó a tantos, como Leandro Gómez y sus bravos, a Bernardo Berro, a Francisco Lavandeira, los hermanos Saravia, a Wáshington Beltrán.                                                      Los recién llegados a la política son una incógnita, hasta que se muestren, como Fujy Mori, o más recientemente el singular Donald Trump.

Contenido publicitario