CONRAD3 (Copiar)La oficina del Ministerio de Trabajo de Maldonado será escenario este miércoles de una audiencia de conciliación entre la firma propietaria del Enyoy Conrad y el gremio que agrupa a los funcionarios del complejo hotelero de Punta del Este. Según se sabe, el establecimiento despidió a unos 36 trabajadores. Del total de ellos trece son cajeros y once ocupaban cargos de jefe con remuneraciones que estaban por encima de los cien mil pesos mensuales.

Durante la audiencia, los gremialistas buscarán que la firma los retome a todos, que fueron despedidos sorpresivamente cuando se presentaron a trabajar.

El despido de los trabajadores del complejo provocó la reacción del gremio de la firma y disparó la preocupación en autoridades tanto nacionales como locales.

“La empresa nos explicó que la medida fue adoptada a partir de una reestructura que se está llevando adelante. La misma comprende la desaparición de varias categorías laborales. Nos dicen que hay algunas áreas que estaban sobredimensionadas de personal”, dijo Oscar Andino, secretario del Sindicato Hotelero y Gastronómico del Uruguay. “Hay toda una categoría que no existirá más que son los supervisores. Ahora esta tarea la llevarán adelante los jefes de forma permanente. Esto explica, según ellos, los despidos. Nosotros entendemos que no es así. Es un problema de mala gestión. Queremos el reintegro de nuestros compañeros”, señaló.

Detalles

Andino estimó que la decisión de la empresa “es una tomada de pelo contra la negociación colectiva. Esto no es que no le den los números. Es una mala gestión. En este verano trataron muy mal a los grandes jugadores, sobre todo argentinos, que apostaban más de un millón de dólares cada uno. No los atendían como correspondía, no le daban la cremita a las esposas, no le servían champagne y no le concedían habitaciones gratis. Son jugadores de más de un millón de dólares que son amigos. Se pusieron testarudos y no juegan. El hotel sintió todo esto. El hotel perdió una fortuna por no darle la cremita a las esposas y no cederles gratis una habitación que cuesta sesenta dólares la noche. Es parte de la mala gerencia. Estos jugadores son medio excéntricos. Te dejan un millón de dólares y éstos no le daban champagne”, explicó Andino.

“En Punta del Este ocurre todo lo contrario de lo que pasa en el resto del mundo. Hay más juego de paño y no tantas máquinas tragamonedas como quieren los dueños de Conrad. Esto va a contrapelo de todo el mundo. Esto que está pasando demuestra la mala gestión del hotel”, agregó el gremialista.

Una ingrata sorpresa

Los despidos comenzaron a notificarse a medida que los empleados fueron ingresando a los turnos de la jornada pasada. A media mañana la firma propietaria del complejo había despedido a treinta y cinco funcionarios, cantidad que aumentó con el correr de las horas.

Entre los despedidos se encuentran funcionarios que cumplían tareas en las distintas reparticiones del complejo como cajeros, en las máquinas tragamonedas, supervisores de las salas de juego y en la producción de los espectáculos.

El gremio que agrupa a los empleados, la Asociación de Funcionarios del Hotel Conrad, se declaró en asamblea permanente como respuesta a los “despidos masivos” de funcionarios.

A primera hora de la mañana se cumplió una asamblea en el restaurante del complejo destinado al personal. Una de las primeras medidas adoptadas fue la de declarase en asamblea permanente y ocupar el restaurante de los empleados del hotel. Los trabajadores se instalaron luego en el lobby del complejo a la espera de que sus planteos fueran escuchados por los directores de la firma.

Es la primera vez que el gremio resuelve llevar adelante medidas de protesta de esta magnitud en el interior del complejo.

Contenido publicitario