saporupertoDos sujetos fueron procesados por receptación en la ciudad de San Carlos después de que se los hallara en poder de una obra del sapo Ruperto, del autor de libros infantiles Roy Berocay. El quid de la cuestión fue que el libro se hallaba en el interior de una cartera que poco antes había sido robada.

Todo comenzó cuando una señora llegó hasta la seccional segunda a denunciar que un desconocido le había arrebatado la cartera, con todas sus pertenencias, cuando caminaba por la calle Leonardo Olivera. Los efectivos se lanzaron velozmente a patrullar la ciudad y no tardaron en ubicar a dos sujetos ampliamente sospechosos. Pero como ambos negaron insistentemente su relación con el delito, los agentes obtuvieron una orden de allanamiento y marcharon hacia la casa de uno de ellos. Sorpresa: debajo de una cama apareció un libro del Sapo Ruperto y una crema, ambos efectos propiedad de la víctima del arrebato.
Maldiciendo su suerte los sospechosos marcharon detenidos hasta el juzgado correspondiente, donde siguieron insistiendo en su prístina inocencia. La magistrada actuante solo pudo procesarlos sin prisión por el delito de receptación, en vistas de que no había pruebas de que alguno de ellos fuera el arrebatador. En castigo, ambos deberán presentarse en la comisaría dos veces por semana durante una hora por el término de 60 días. El sapo volvió a manos de su propietaria con otro triunfo a cuestas.

Precocidad

Envuelto en los ardores de la adolescencia, un jovenzuelo de 15 años se dejó llevar sus impulsos e intentó sobrepasarse con una prima por lo que fue detenido y sometido a la justicia. Después de varios meses, este fin de semana se conoció el veredicto del magistrado.

Todo ocurrió en el mes de febrero, el día 18 una ciudadana se presentó en dependencias de Seccional Quinta, de Solís, donde radicó una denuncia escrita en contra de su sobrino, un menor de 15 años de edad, alegando que había intentado abusar de una familiar, también menor, de 12 años de edad.
Ante la situación planteada, los efectivos actuantes tomaron declaraciones a la denunciante y se le dio intervención a la Unidad Especializada en Violencia Doméstica. Allí se sustanció la investigación que luego fue puesta en conocimiento de la justicia competente.
Días atrás, el titular de la Sede Penal de Segundo Turno de Maldonado dispuso el inicio de un procedimiento al adolescente de 15 años por una infracción grave tipificada por el derecho penal como delito de “Violación en Grado de Tentativa”. Como medida cautelar privativa de libertad, el juez dispuso su internación en una dependencia del INAU por el término de 60 días.

 

Contenido publicitario