20150901_153321

 

El abandonado local en el que funcionaba el Centro Democrático Punta del Este permanece en ruinas y se transformó en uno de los hoteles predilectos de quienes viven en la indigencia pero eligieron como segundo hogar el principal balneario uruguayo. Uno de ellos dormía ayer una siestita a la luz del sol y al abrigo de las brisas gélidas.

Contenido publicitario

1 COMENTARIO

Comments are closed.