La administración municipal continuará en setiembre próximo con la entrega de viviendas a los vecinos del barrio presidente Kennedy de Punta del Este. Se trata de unas quince familias a las que se sumarán otras treinta, provenientes del asentamiento San Antonio IV de la ciudad de Maldonado.
En el mismo sentido, la Intendencia Departamental de Maldonado tiene como objetivo entregar unos trescientos lotes de la Urbanización al Norte, cuyo sorteo fue en el año 2019. En este caso, la entrega fue demorada por el estallido de la pandemia de coronavirus el pasado viernes 15 de marzo.
El anuncio de estas definiciones en materia de viviendas corrió por cuenta del director general del área, Alejandro Lussich durante el encuentro de trabajo cumplido por los integrantes del gabinete del intendente Jesús Bentancur. Lussich calificó estas iniciativas como un gran avance para los vecinos de Maldonado que buscan acceder a una vivienda “digna”.
“Estas políticas, ejecutadas desde la mencionada Dirección, son fruto de planificación y trabajo durante toda la Administración de Enrique Antía que se propuso devolver a la población la dignidad de vivir mejor, como ocurrió en El Placer donde se realojaron familias y se recuperó un espacio público para toda la familia”, informó la Intendencia.

Vulnerabilidad habitacional
Estas quince familias vivirán en el predio adquirido por la Intendencia de Maldonado que se encuentra sobre la región designada avenida “general Líber Seregni”. “De esta manera, se estarían completando las 50 familias que nos comprometimos a principio de año”, agregó. “Esos trabajos continúan con normalidad y se trata de personas que fueron seleccionadas mediante informes elaborados por asistentes sociales de la IDM; son vecinos que se encuentran en situación de vulnerabilidad habitacional absoluta y por esta razón es que se efectuó un realojo de emergencia”, añadió.
En otro ámbito de la misma repartición, se buscar concretar el realojo de las treinta familias del asentamiento San Antonio IV. Según la Intendencia, esta acción es llevada a cabo con el Programa de Mejoramiento de Barrios del Ministerio de Vivienda, Ordenamiento Territorial y Medio Ambiente (MVOTMA-PMB). “Las obras están muy avanzadas, por lo que en setiembre también procederemos con este realojo y a la demolición de las viviendas del asentamiento, mientras que para el siguiente año quedarían 40 familias más para realojar”, dijo Lussich.
Otra de las metas que se busca lograr es la entrega de 300 terrenos de Urbanización al Norte que fueron sorteados en el año 2019 pero con motivo de la pandemia se atrasaron los plazos. En tal sentido, la Dirección de Vialidad Rural de la IDM “está trabajando con gran ímpetu junto a una empresa para culminar el saneamiento y esperamos que a mediados de agosto podamos empezar a citar a las familias para firmar los compromisos de compraventa y proceder a la entrega de los terrenos en el correr de setiembre”, informó Lussich

Contenido publicitario