Estrenaron documental sobre Piazzolla

Una película sobre el músico argentino Astor Piazzolla, “Los años del tiburón” se estrenó esta semana en el curso del Festival Internacional de Cine de Punta del Este.
El director de la pieza, Daniel Rosenfeld, relató que uno de los desafíos más importantes fue la búsqueda de archivos y la obtención de los derechos. Sin embargo, “encontrar materiales de su intimidad nos dio el enfoque preciso de cómo tendría que ser el film”, comentó. Como se sabe, Piazzolla era un habitué de Punta del Este. Apenas llegaba a la zona, solía dirigirse al lanchero Dante Rinaldi para coordinar salidas de pesca del tiburón a las inmediaciones de la Isla de Lobos. Era su pasión y, de hecho, escribió composiciones dedicados a ella.
Rosenfeld realizó una conferencia de prensa en las instalaciones del Parador I’ marangatú. Allí expuso sobre las pasiones, el arte, la familia y los misterios de la creación musical que rodearon la vida del legendario bandoneonista argentino. La película muestra el momento en que -por primera vez- los archivos inéditos del músico son abiertos por su hijo, Daniel. El resultado es un hipnótico retrato del compositor que revolucionó la música.
“Cuando comenzamos la película sabíamos que no queríamos hacer un material en donde hubiese entrevistados hablando del artista, sino que fuera un Piazzolla por Piazzolla”, señaló. El enfoque “estuvo puesto en los vínculos y el amor familiar porque encontramos charlas privadas con su hija Diana y filmaciones inéditas, además de unas cintas de audio con conversaciones cotidianas y canciones”. Fue en ese momento que “descubrí a su pareja Dedé Wolff, una mujer sensible que lo ayudó e impulsó durante su carrera, además de ser una cantante formidable”, indicó el director.

Sonoridades
En la película también aparecen cintas de audio que recogen a Piazzola grabando sinfonías en la radio o pidiéndole a un amigo que toque jazz en el piano, lo que demuestra parte da una muestra de su intimidad y los interesas que tenía. Asimismo, aparece la unión artística que mantuvo con el escritor José Luis Borges, aunque también hubo desencuentros e incomprensiones entre ambos.
El montaje “estuvo direccionado a la música y fue difícil hacer una película con horas de archivos sonoros, más el material que se grabó”. En tanto, la narrativa está basada en “esas las charlas que tuvo Astor con su hija ya que ese vínculo está muy presente en el film”, señaló.
Rosenfeld hizo hincapié en que no fue sencillo encontrar archivos porque en Argentina no existe una Cinemateca pública como en Uruguay u otros países. Otro de los retos fue obtener todos los derechos para llevar adelante la producción.
Sobre su participación en el Festival, donde Piazzolla, los años del tiburón integra la sección Film Music; dijo que “viendo la película una y otra vez me di cuenta en cuántos momentos Piazzolla nombra a Punta del Este”. La importancia de estar en un festival “tiene que ver con compartir con el público el material y convertirlo en una experiencia colectiva diferente”, señaló.