El jefe comunal e integrantes del equipo de gestión de la IDM visitaron ayer los balnearios de San Francisco, Punta Colorada y Punta Negra para buscar una solución a la problemática que afecta a la rambla. En tanto, la página web de la comuna informó que la semana próxima “comenzará un operativo especial destinado a la recuperación de la faja costera” aunque no especificó qué tipo de trabajo será realizado. Como se ha informado, los vecinos de la zona pretenden que se desafecte la ruta que pasa junto a la playa de manera que cuando la arena la invada no sea necesario seguir retirándola. De lo contrario, según arguyeron, la playa se irá perdiendo, como ya ocurrió en Piriápolis y otras zonas del país.

En tanto, la IDM se preocupa principalmente por solucionar las dificultades que la situación causa al tránsito de vehículos, aunque reconoce que se “va deteriorando el estado natural de las dunas”.

Al respecto, el intendente Enrique Antía sostuvo que “la reconstrucción de esa zona requiere un cuidado especial” que estará a cargo de los técnicos. También recordó el trabajo realizado hasta el momento y adelantó que se llevará a cabo un operativo coordinado con el área de Espacios Públicos. Entre las tareas a ejecutarse estará la recolección de ramas con las que se crearán cercas captoras; esa labor se realizará con el aporte del personal que trabaja en el Programa Jornales Solidarios, indicó.

El achique

Por su parte, el director general de Obras, Jesús Bentancur indicó que se trata de una obra de mucho costo que supera los 100 mil dólares. Destacó que para llevar adelante los trabajos se requiere de diversos permisos por parte de la Dirección Nacional de Medio Ambiente.

Mientras tanto, “con la ayuda de maquinaria y personal perteneciente al Equipo Vial de Zona Oeste -de la Dirección General de Obras y Talleres de la Intendencia de Maldonado-, y respetando las instrucciones ya definidas para estos casos por parte de Dinama se restablecieron diversos puntos de la costa, tomado en cuenta medidas de seguridad como señalización y actuación de inspectores de tránsito”, informó la IDM.

Hoy todavía, después de un siglo de inaugurada, la rambla que une Punta del Este con Las Delicias se sigue tapando parcialmente con arena, que generalmente se retira y se vuelca en un vertedero. Tanta se ha retirado que la playa se ido achicando y hay quienes auguran que con los años podría incluso desaparecer.

También la primera rambla Punta del Este-El Placer solía ser tapada completamente por las dunas. En los años setenta debió construirse otra, más lejos de la playa, que hoy lleva el nombre de L. Batlle Pacheco.

Foto: IDM