obra4

El inspector General del Trabajo, Gerardo Rey, informó que la repartición a su cargo está fiscalizando a las empresas del sector de la construcción en el cumplimiento del acuerdo firmado con los trabajadores respecto de la licencia anual. También hace un seguimiento de la situación laboral en el área gastronómica y hotelera en los balnearios del este uruguayo, con especial énfasis en el control de la formalización de personal extranjero.

El Sindicato Único Nacional de la Construcción y Anexos (Sunca), la Cámara de la Construcción y la Liga de la Construcción acordaron un período de licencia que este año se desarrolla entre el 24 de diciembre y el 11 de enero, precisó Rey, en declaraciones a la Secretaría de Comunicación Institucional. En ese período, los trabajadores de la construcción deben tomarse toda la licencia salvo excepciones avaladas por la Inspección General del Trabajo. Por ejemplo, en empresas que integran cuadrillas para el mantenimiento de servicios eléctricos o de telefonía o del sector de la salud.

Las empresas autorizadas deben cumplir con algunos requisitos como el consentimiento expreso del trabajador, una debida fundamentación de la solicitud y  detallar el plan alternativo de licencia dentro de los seis meses siguientes al período trabajado.

Rey informó que el listado de empresas autorizadas está en poder de las cámaras empresariales y del Sunca. La fiscalización se realizará hasta el 11 de enero y corre por cuenta de 20 inspectores.

Señaló que se fiscaliza tanto a las empresas autorizadas a trabajar como a las que no lo están. En el primer caso se verifica que el listado de personas que trabajan coincida con el presentado y además se realizan las verificaciones habituales de cumplimiento de la normativa de salud y seguridad laboral.

Rey dijo que “lamentablemente se están encontrando empresas no autorizadas”. Por eso se les entrega una intimación para que presenten la autorización correspondiente.

Este plan de fiscalización se realiza en paralelo a otro también con 20 inspectores en el sector hotelero y gastronómico en el este del país. El jerarca destacó que la fiscalización se realiza “con especial énfasis en la formalización del trabajo de personas extranjeras que deben tener toda la documentación necesaria para trabajar como marca la normativa”. Esta semana se realiza en Maldonado y en los próximos días se trasladará a otras localidades.

Contenido publicitario