La Policía llevó ante la Justicia a una persona a la que se le incautó el arma con el que fue ultimado Darwin Miraballes. Además, hay dos personas identificadas que vienen  siendo intensamente buscadas por la policía.

En el marco de sus actuaciones por el caso, la Policía hizo 5 allanamientos en diferentes puntos de la ciudad y detuvo a doce personas mayores de edad, todas poseedoras de antecedentes penales. Todas declararon y posteriormente recuperaron su libertad. En uno de estos allanamientos se incautó una pistola Glock 9mm, proyectiles vivos, sustancia estupefaciente, una balanza de precisión y prendas de vestir. La pistola fue periciada por Policía Científica y, de acuerdo a las evidencias obtenidas de las pruebas, se supo que había sido el arma utilizada para dar muerte al comerciante. El indicador fue una vaina que tuvo concordancia con el disparo. Esa vaina, que fue recogida en la escena del hecho, presentó una “percusión rectangular ubicada mediante una reinspección”, reza el informe de balística forense.

La investigación reveló que la pistola utilizada en el hecho pertenecía a un expolicía de esa misma Jefatura que hace un tiempo fue sumariado porque no denunció que la había perdido. Este efectivo fue indagado y quedó en libertad, sin prejuicio de nuevas citaciones.

En tanto, el vocero de la Jefatura de Maldonado, comisario Joe López dijo que las prendas incautadas en un allanamiento fueron las utilizadas por el autor el día del crimen. “Fueron comparadas con las imágenes de cámaras de seguridad obtenidas por la Policía”, señaló. “Hay dos personas identificadas como los posibles autores del hecho y que vienen siendo intensamente buscadas por la Policía”, agregó el funcionario.

 

Contenido publicitario