La magistrada de 1er. Turno de San Carlos dispuso la condena de Dastyn (sic) Kenny Pírez Martirena, poseedor de antecedentes penales, como presunto autor de dos delitos de hurto especialmente agravado con un delito de receptación en régimen de reiteración real y dispuso su prisión por el término de noventa días.
En la mañana del día 22 fue solicitada la presencia policial en una tienda de ropas ubicada en 18 de Julio y Carlos A. Cal de la ciudad de San Carlos. A su arribo, los policías constataron que la puerta de acceso al local había sido forzada y se encontraba abierta. Según aporte de testigos un hombre y una mujer fueron vistos huyendo del lugar en una bicicleta con varias prendas.
Tras el análisis del sistema de cámaras de la Jefatura la Policía vio qué características tenían los ladrones e incluso identificaron a uno de ellos.
Al día siguiente un hombre se presentó en la Seccional policial trayendo consigo una bicicleta. Expresando que estaba circulando en otra bicicleta marca GT que dejó recostada a una pared en la casa de un amigo. Al salir vio que Pírez Martirena se iba en ella y dejaba otra en su lugar. La fiscal actuante dispuso la requisitoria del sujeto y pidió su condena.

Arresto ciudadano
La magistrada Penal de 11º Turno dispuso la condena de Paul Giovanni Sellanas Barreto, poseedor de antecedentes penales, como autor penalmente responsable de un delito de hurto especialmente agravado, por el que cumplirá diecisiete meses de prisión.
El pasado jueves 25 fue realizado un arresto ciudadano en la calle Durazno entre Canelones y Colonia, jurisdicción de la Seccional 6ta. Al llegar los policías al lugar se informaron que el detenido había sustraído una cartera de dama del interior de un vehículo aprovechando que la dueña estaba ocupada descargando mercadería.
Cuando la mujer se percató del hurto salió corriendo detrás del sujeto y pidió ayuda de modo que un transeúnte intervino y logró la detención del ladrón, que mantuvo hasta el arribo de los uniformados.

In fraganti
Otro amigo de los ajeno fue capturado in fraganti cuando había ingresado a una distribuidora con fines de robo. Se trataba de un hombre de iniciales R.R.S., que fue hallado autor penalmente responsable de un delito de hurto en grado de tentativa y condenado a la pena de diez meses de prisión.
Todo ocurrió en la madrugada del pasado viernes. El sujeto forzó una reja y rompió una ventana para entrar a robar. Ya adentro sustrajo la suma de $ 3.420, pero un transeúnte se percató de la situación y alertó a la policía. Tras ser detenido, el hombre fue derivado a la dependencia policial donde se le incautó el dinero sustraído.

Chicas veloces
La magistrada Letrada de 11º Turno formalizó a dos chicas de 16 años por un delito de hurto en calidad de autoras. El proceso se encuentra suspendido condicionalmente. Ambas fueron detenidas en un supermercado ubicado en la calle 18 de julio de la ciudad de Maldonado por personal de seguridad, cuando intentaban retirarse sin abonar efectos que llevaban ocultos bajo sus ropas.
Efectivos policiales constataron los hechos y las derivaron a una dependencia policial donde se realizaron los trámites y comunicaciones de rigor.

Rapiña a comercio
En la mañana del viernes fue cometida una rapiña en una panadería de la calle Chaume de Tal, jurisdicción de la Seccional 6ta. Las víctimas expresaron que dos hombres ingresaron al local, las amenazaron con un arma de fuego y sustrajeron la suma de 35.000 pesos uruguayos, 200 dólares, cigarrillos varios y dos celulares. Posteriormente huyeron del lugar. Se investiga.

Contenido publicitario