El magistrado Penal de 2do. Turno de la ciudad de San Carlos dispuso la condena de un hombre de iniciales F.G.C.F., de 22 años de edad, como autor penalmente responsable de un delito continuado de violencia doméstica agravada, un delito continuado de desacato agravado y un delito de violencia privada agravada, todos concurriendo en régimen de reiteración real. El individuo fue condenado a la pena de nueve meses de prisión, que cumplirá de la siguiente manera: tres meses de prisión de cumplimiento efectivo, más seis meses en régimen de libertad vigilada intensiva. En este período tendrá prohibición de comunicación y/o acercamiento a la víctima por el plazo de 180 días y con un radio de restricción de 500 metros. Tendrá que internarse por su adicción a los estupefacientes y llevar un dispositivo de monitoreo electrónico.
El pasado lunes 4 de los corrientes, la Policía fue alertada de que en la esquina de las calles 4 de octubre y 25 de agosto de la ciudad de San Carlos había un problema familiar. Los efectivos fueron a la finca y se les informó que el ahora condenado se encontraba en el interior de la casa causando daños y que poco antes había amenazado con un machete a uno de los presentes.
Con la autorización debida, los efectivos policiales ingresaron al domicilio, detuvieron al sujeto y lo derivaron a la dependencia policial. Al momento de su traslado, el hombre se desacató dentro del móvil policial y quiso causar daños en la puerta.
El hombre ya había sido detenido varias veces por de la Unidad de Violencia Doméstica carolina.

El magistrado Penal subrogante de 4to. turno dictó sentencia en un proceso abreviado, admitiendo el acuerdo alcanzado por las partes y condenó a un hombre de iniciales Y.F.M.O., de 34 años de edad, como autor penalmente responsable de un delito de desacato y daño agravado en régimen de reiteración real. Lo envió a cumplir la pena de diez meses de prisión, a cumplirse bajo el régimen de libertad vigilada, con las obligaciones de prohibición de acercamiento a las victimas y de portar un dispositivo de monitoreo electrónico. Pasará cuatro meses de arresto domiciliario total con excepción del horario laboral.
El pasado lunes 4 una mujer se presentó en la Unidad Especializada de Violencia Doméstica y de Género de Maldonado para dejar constancia de que su exesposo estaba incumplimiento medidas cautelares que se le habían impuesto y que había provocado daños en un automóvil. Manifestó que el día 27 de diciembre del año pasado 2018 había radicado denuncia por acoso y agresiones verbales y que el individuo no debía acercársele.