fiesta-corona

La Dirección Nacional de Medio Ambiente (Dinama) del Mvotma pudo verificar que las empresas privadas que sin contar con autorización organizaron la “mega fiesta” Corona Sunsets en la faja costera del balneario Buenos Aires, arruinaron unos 300  metros de dunas, por lo que ahora deberán pagar una abultada multa.

Al parecer, los organizadores del evento habían sido intimados para que detuvieran las obras que realizaban para llevar a cabo la fiesta; se les avisó que estaban cometiendo una violación a la normativa medioambiental y que serían pasibles de una multa.  El ministerio de Medio Ambiente notificó al propietario del predio, Lenore S.A., y al organizador de la fiesta, Pulmer S.A.. Ambas empresas iniciaron inmediatamente un trámite de habilitación, pero un informe técnico de la Dinama concluyó que la fiesta provocaría “un efecto perjudicial a la configuración y estructura de la costa”, por lo que correspondía “denegar la autorización solicitada, previniendo al interesado que la realización de dichas actividades lo harán pasible de las sanciones previstas en la normativa aplicable”.

No obstante, la Dinama dijo que, de acuerdo a las denuncias recibidas por parte de los vecinos del lugar, la preparación de la fiesta siguió desarrollándose con mayor intensidad, “haciendo caso omiso a lo advertido”.

El informe oficial determinó que la actividad desarrollada para la fiesta provocaba “daños ambientales” que se prolongarían en el futuro y estimó que habría que actuar para “la recomposición del ambiente”.

Sin embargo, Lucas Adur, director de medios de Corona para la región, se mostró un poco desconcertado por la medida ya que, según declaró al diario capitalino El País, la empresa estuvo trabajando desde hace meses con la Dinama para cumplir con todo. Aseguró que la fiesta contó con los permisos correspondientes y que se cumplió con el 100% de las disposiciones municipales. “En la fiesta trabajaron 400 personas, y quedaron otras 100 para dejar la playa exactamente igual a cuando entramos. Eso para nosotros es una de las premisas del Corona Sunset”, afirmó Adur.

La intervención en la franja costera, que tiene una protección ambiental especial, se realizó a la altura del Km. 167 de la ruta Nº 10. La fiesta se realizó el viernes entre las 16 horas y la medianoche.

La resolución de la Dinama había sido notificada a los denunciantes, a la Intendencia, a la Junta Departamental de Maldonado y a la Prefectura Nacional Naval.

Con topadoras

Mientras tanto, el edil del Frente Amplio, Eduardo Antonini, aseguró este sábado al diario La República que la Intendencia de Maldonado sí había autorizado la realización de la fiesta Corona. “Los vecinos me informaron que con topadoras se estaba destruyendo tres cuadras de dunas, precisamente en la zona que tiene un cartel que expresa Dunas recuperadas, no ingresar con vehículos”, señaló. Antonini dijo que llamó a la alcaldesa de San Carlos para saber si estaba en conocimiento de esta situación y añadió que esta se comunicó con el director de Higiene de la Intendencia de Maldonado. El jerarca le indicó que la fiesta estaba autorizada y que el operativo estaba supervisado por un inspector de la Dinama. En realidad, “el inspector de Dinama que se dirigía a otro lugar, paró al ver lo que estaba ocurriendo en el balneario Buenos Aires y se quedó para hacer un reporte de lo observado”, aclaró Antonini.

Por otra parte, el edil señaló que recientemente la Dinama aplicó una multa al conductor televisivo argentino Marcelo Tinelli por conducir con un vehículo por las dunas. En este caso, la Intendencia autorizó una fiesta que destruyó tres cuadras de dunas, señaló.

Contenido publicitario