supergas1

El presidente de la Cámara Empresarial de Maldonado, José Pereyra, aseguró a la emisora FM Gente que desde el pasado fin de semana algunos comercios del departamento debieron cerrar sus puertas a consecuencia de la falta de supergás que genera el conflicto sindical en el sector. A su juicio, la situación “tiene de rehén” a la población de la zona y no se avizora la intervención del Poder Ejecutivo para solucionar el tema.

Días atrás, empresarios de Maldonado y Rocha enviaron una carta al presidente Tabaré Vázquez para solicitarle que declare la “esencialidad” de la distribución de supergás. Pereyra recordó que ya hace dos semanas que no se distribuye el combustible “y no se ve una actitud activa frente a lo que está sucediendo en Maldonado por parte del gobierno nacional”.
“Entendemos que no está bien. No hablamos específicamente del tema sindical y del tema de la empresa con los trabajadores. Hablamos del comercio en general. Algunos han tenido que cerrar este fin de semana. Y sobre todo en un período de vacaciones. Eso se dio en todo el departamento. Pero además las familias de Maldonado están de rehenes de una situación puntual. Nos mandaban mensajes avisándonos que hubo gente que tuvo que salir a prender fuego”, explicó. “Este no el primer antecedente, con este sindicato. Es el segundo”, agregó.

“Conciencia”
Pereyra consideró que “si no hay coherencia, el Estado tiene que entender en esta situación y, de momento, generar la esencialidad en cuanto al suministro del supergás, dando una señal”.
“Hay que tener conciencia que hay ancianos y niños que están pasando frío, que hay gente que tiene problemas de salud, para cocinar; en un departamento que no es tan de ricos, como algunos creen. Por ejemplo, tenemos un departamento con ingresos por debajo a la capital del país”, señaló.
Asimismo, afirmó que la Unión de Comerciantes de Maldonado ya se puso a las órdenes para participar en alguna reunión, si no hay una respuesta del presidente Vázquez.

La dependencia

Una pizzería de la zona comunicó ayer a través de Facebook que se veía obligada a cerrar por falta de supergás. “Disculpen a todos. Increíble pero cierto. Nos están liquidando a todos los que dependemos de una garrafa”, informó el comercio. El mensaje fue replicado por varios de sus clientes y amigos.

Contenido publicitario