junta4 (Copiar)

La Junta Departamental aprobó este martes, por unanimidad, la autorización para que la Intendencia de Maldonado venda unos 30 padrones de su propiedad. La recaudación será usada para concretar planes de vivienda. El mismo plan había sido puesto en práctica por la pasada administración con su fideicomiso de tierras, pero la parálisis económica argentina frustró las ventas y dejó a la IDM desfinanciada.
Ahora el director de Vivienda de la IDM, Alejandro Lussich, dijo que se pretende vender terrenos por un valor de 14 millones de dólares. Ese dinero pasará a un fideicomiso para financiar la construcción de unas 900 viviendas en el departamento. Si todo marcha bien, las obras comenzarían el año que viene, dijo ayer el jerarca a FM Gente.

Lussich agradeció en principio el apoyo que todos los ediles dieron a la iniciativa y dijo que la idea generar, “a través de República AFISA (Administradora de Fondos de Inversión), fondos suficientes para distintos planes de vivienda”.
El jerarca recordó que al asumir la actual administración “se encontraba funcionando un fideicomiso de vivienda social de Maldonado, que todavía está vigente. Y en esta fecha caducó el fideicomiso que se había armado para obtener fondos para la obra del Centro de Convenciones”.
“De este segundo fideicomiso habían quedado siete terrenos sin vender, que se logran incorporar ahora al fidecomiso de vivienda. Y del fideicomiso que vivienda que estaba vigente habían quedado otros siete terrenos sin vender, aparte de otros dos terrenos que la Intendencia había excluido del fideicomiso para el acuerdo judicial que se logró con los propietarios de los terrenos donde se van a realojar los asentamientos Kennedy y El Placer”, explicó. Ahora “se incorporan 20 padrones que no estaba en los fideicomisos anteriores, con el objeto de reponer fondos”, agregó.

A fraccionar
Lussich dijo que hay “poco más de 30 padrones, por unos 14 millones de dólares, que van a ser vendidos a la brevedad”, apenas concluyan los trámites para el pasaje al fideicomiso que administra República AFISA.
“Cuando se logre la venta de todos o algunos de ellos, lo recaudado se aplicará a distintos planes de vivienda”, manifestó. “Si se vendieran todos los terrenos al precio de tasación, serían 14 millones de dólares. Hemos estimado obras por 11 millones de dólares, en la previsión de que algún terreno pueda no venderse”, aclaró.
Por lo demás, Lussich anunció que se fraccionará en terrenos de 300 metros cuadrados un predio ubicado al norte del Cerro Pelado, que la administración pasada había dispuesto para el realojo de asentamientos. Una vez que la Junta apruebe el fraccionamiento, los solares se venderán a un precio “muy accesible para el mercado y en condiciones muy amplias, para que pueda ser el primer paso para aquellas familias que buscan una solución de vivienda”. El alto de costo de la tierra es una de las principales causas de la escasez de viviendas que padece la zona, recordó.
Por otra parte, el jerarca destacó que, en acuerdo con el Ministerio de Vivienda, la IDM procurará fraccionar predios para distintas cooperativas que ya han adelantado sus trámites. La Intendencia “aportará tierras fraccionadas y el ministerio el préstamos para la constricción de las viviendas”, explicó.

Planes en marcha
Además del proyecto ubicado al norte de Cerro Pelado, que constará de 500 lotes, se construirán 12 viviendas en Piriápolis, “por ampliación del realojo de Selva Negra”, dijo Lussich. “También 44 viviendas en el barrio 14 de Febrero, 24 en Cerro Pelado, 108 a los fondos del Complejo Urbaneste, el fraccionamiento de 50 viviendas para El Placer que todavía no se han adjudicado soluciones de realojo… Para cooperativas se prevé un millón de dólares. Hay algunas viviendas de emergencia, 64 en Cañada Aparicio y programas de cooperativas en San Carlos y en Piriápolis”, afirmó.
“En total son casi 900 soluciones habitacionales, si se produjera una recaudación medianamente aceptable con este fideicomiso”, señaló.
Lussich recordó el déficit habitacional del departamento es de unas 10.000 viviendas.

Contenido publicitario