La subdirectora del Ministerio de Salud Pública, Raquel Rosa, advirtió que la cartera no ha autorizado el uso del producto “gotas GS Agua” como fármaco, por lo que no está habilitado para ser vendido en el circuito regular. Todo producto farmacéutico tiene que ser incluido en el protocolo de investigación clínica, que está estandarizado, pero el creador de las gotas no ha querido mostrar la fórmula a las autoridades.

No obstante, la funcionaria aclaró que el uso homeopático del producto sí está habilitado.

Últimamente un grupo de consumidores de las gotas GS Agua se movilizaron para juntar unas 50 mil firmas de personas que usan las usan. Las firmas se presentaron en el Parlamento, en vistas de que hay algún legislador dispuesto a mediar para acercar las posiciones entre el MSP y el doctor Edelmar Siqueira, el creador del remedio que no quiere revelar la fórmula.

Mario Duvroka, uno de los usuarios, dijo ayer a FM Gente que se ha creado “una calesita”, dado que el MSP no permite vender las gotas, el doctor Siqueira está “terco”, la Facultad de Química afirma que el producto es inocuo y nadie quiere ceder. El MSP ha dicho que quiere conocer la fórmula de las gotas para someterlas a los controles establecidos. Sequeira cree que si muestra la fórmula alguien la copiará. Duvroka afirmó que por ahora solo los allegados al inventor acceden a las gotas. Otros acuden a su campo todo los días pero no logran hablar con él.

Peligros

Mientras tanto, la subdirectora Raquel Rosa, aclaró que el MSP “no ha comprobado ni dejó de comprobar que esta sustancia tenga un efecto curativo”. Precisó que no está habilitado el principio activo del producto, que sí está habilitado para el uso homeopático.

Además, explicó que para que a un producto farmacéutico se le compruebe una eficacia terapéutica el MSP debe llevar a cabo un protocolo de investigación clínica estandarizada en comisiones de ética de investigación que lleva toda sustancia utilizada en seres humanos. Rosa señaló que el Ministerio tiene conocimiento de que las gotas Gs Agua tienen un estudio realizado en animales.

El registro del MSP indica que el producto proviene de una planta llamada popularmente como “Mio-Mio” (Baccharis coridifolia por su nombre científico). Según estudios reconocidos internacionalmente, el consumo humano en altas concentraciones de esta sustancia presenta problemas de toxicidad.

Recordó que en el año 2013 el MSP recibió una denuncia del Centro de Toxicología de la Universidad de la República de un paciente que sufrió una falla hepática a causa del consumo de productos derivados de esta planta.

Como corresponde

Consultada sobre las firmas que los usuarios están recolectando para lograr que se habilite la comercialización de las gotas, Rosa dijo que para que la sustancia sea incluida dentro del circuito comercial regular debe ser analizada como corresponde.

“Uno puede optar por consumir ciertas cosas, lo importantes es que la población conozca la posición del Ministerio de Salud Pública sobre la sustancia”, señaló.

Asimismo, dijo que no se ha registrado ninguna otra notificación sobre otro caso adverso como consecuencia del consumo de este producto.

 

Contenido publicitario