poesia

 

Al celebrarse el pasado lunes el Día de la Libertad de Prensa, que se conmemora desde el año 1993, el titular de Agesic, José Clastornik, aseguró que en Uruguay se registran muy buenos indicadores en cuanto a transparencia, acceso a la información y libertad de prensa. En estos rubros el país se destaca tanto en la región como en el mundo, indicó.

Este año la celebración coincidió con tres hitos importantes: el 250º aniversario de la primera ley de libertad de información del mundo -que abarcaba a las actuales Suecia y Finlandia-, el 25º aniversario de la aprobación de la declaración de principios sobre la libertad de prensa de Windhoek, y el año 2016 es el primero del ciclo de 15 años de los nuevos Objetivos de Desarrollo Sostenible (ODS).

Este año el Día Mundial de la Libertad de Prensa adoptó estas tres perspectivas: la libertad de información como libertad fundamental y como derecho humano; la protección de la libertad de prensa frente a la censura y el exceso de vigilancia; y la garantía de la seguridad del periodismo en Internet y fuera de ella.

En Uruguay, la Agencia para el Desarrollo del Gobierno de Gestión Electrónica y la Sociedad de la Información y del Conocimiento (Agesic) y la Unidad de Acceso a la Información Pública (UAIP) destacaron que Uruguay está primero a nivel de democracia plena en América Latina y decimonoveno en el mundo; también ocupa el primer lugar en índice de transparencia en América Latina y el vigésimo primer lugar en el mundo.

En cuanto a libertad de prensa, este año Uruguay está primero en América del Sur, y en vigésimo lugar en el ranking mundial.  Asimismo, y con respecto a datos abiertos, en 2015 el país ocupó el séptimo lugar a nivel mundial. “Son muy buenos indicadores que se mencionan porque es un desafío mantenerlos y seguir mejorándolos”, aseguró el jerarca.

Transparencia

Clastornik recordó que en el año 2008 se aprobaron dos leyes significativas: la Ley de Protección de Datos Personales y la de Acceso a la Información Pública, ambas relacionadas a los temas de gobierno electrónico primero y al actual “gobierno abierto”. El objetivo de esta normativa fue fortalecer la democracia a través de la transparencia y del acceso a la información pública.

Estas iniciativas fueron evolucionando hacia un gobierno abierto que adhirió en el año 2012 a la Alianza de Gobierno Abierto y actualmente está elaborando su tercer plan de acción nacional sobre esta temática, agregó.

Por su parte, Gabriel Delpiazzo, presidente de la UAIP sostuvo que la libertad de prensa y el derecho al acceso a la información pública están estrechamente ligados porque persiguen un objetivo en común: que la ciudadanía pueda contar con más y mejor información al momento de hacer sus elecciones o adoptar decisiones. “Son dos garantías básicas de toda democracia, estado de derecho y dos mecanismos necesarios para el control efectivo del poder público”, afirmó.

En la celebración, también estuvieron presentes, Lidia Brito y Guilherme Canela en representación de la Oficina Regional de UNESCO, la responsable de la Red de Gobierno Abierto, Tania Da Rosa, y el presidente de APU, Daniel Lema.

Contenido publicitario