Enrique Pérez Morad2A pesar de la intensa lluvia que caía sobre la ciudad, hacia las cinco de la tarde de ayer una abigarrada multitud fue a la necrópolis de Maldonado a despedir los restos de Enrique Pérez Morad. El exdiputado y exsecretario comunal, había fallecido este martes después largos meses de pelea con una enfermedad devastadora. Tenía solo 59 años y era sumamente apreciado por la generalidad de la ciudadanía, tal como se pudo apreciar ayer en el cementerio. Personas de diversos sectores sociales, culturales y políticos fueron a darle el último adiós al dirigente de Amanecer Frenteamplista, marido de Marita Araújo y padre de dos hijos.

Pérez Morad era nativo de Corrientes, Argentina y se instaló en Maldonado en la década de 1980. En el período 2000-2005 se desempeñó como diputado y en la primera administración del exintendente Óscar De los Santos, cumplió funciones como secretario general de la IDM y como intendente interino. En forma paralela, se dedicó a su vocación universitaria: la medicina. Era sabido que con gusto atendía gratuitamente a personas de bajos recursos -tal como su señora- y que solía tener una sonrisa para todos. Enrique fue lo que habitualmente se conoce como un gran tipo y Correo de Punta del Este no puede limitarse solo a dar la triste noticia. También lo despide como al amigo solícito y generoso que siempre fue.

Contenido publicitario