PATRULLASOtro violento intento de robo protagonizado por delincuentes armados se registró en la noche del martes en un comercio de la calle Bergalli. En las últimas semanas, la Policía había arrestado al autor de un asalto similar cometido en un 24 horas de la calle Lavalleja: también al autor de otro hurto en un supermercado y al sujeto que disparó varias veces en una pescadería de la calle Román Guerra. Ahora deberá trabajar para sacar de circulación al nuevo bandolero, que no tuvo empacho en disparar contra un hombre desarmado.

El hecho se produjo inesperadamente. Había varios clientes en el almacén cuando dos individuos con los rostros cubiertos ingresaron al lugar. Uno de ellos se dirigió al encargado de la caja y, sin mediar mas trámite, según algunos testigos, le disparó un balazo en el vientre. Otras fuentes aseguraron que el cajero se había resistido al robo.
Después de la insólita agresión, los delincuentes optaron por darse a la fuga sin llevarse nada, lo que indicaría que no tenían la sangre fría propia de los ladrones experimentados. Según informó FM Gente, el herido fue identificado como Rodolfo Sosa, de 40 años. Ayer permanecía internado, aunque ya no corre riesgo de vida.
El socio del comerciante, José de León, dijo ayer a FM Gente que “la gente ya no quiere trabajar de noche por esta situación” y atribuyó a “las leyes” en vigor la situación de inseguridad. En realidad, de ser capturado el delincuente podría pasar más de siete años en prisión.

“La gente se quiere ir, no quiere trabajar de noche. Siempre pasa algo, hay que sacar gente robando, nadie hace nada con el pichaje”, señaló. “Habrá que armarse y terminar preso. Tenemos todas las de perder con eso, porque tenemos familia, pero otra no queda”, comentó.

El cameraman

Mientras tanto, el parte policial de la víspera informó que un hombre con antecedentes penales fue procesado con prisión por robar tres cámaras de seguridad instaladas en diversos comercios del centro de Maldonado.

La Seccional Primera había recibido varias denuncias de robo de cámaras instaladas en el frente de los negocios afectados. Una tuvo lugar el viernes 11 de abril, la siguiente el lunes 14 y la última el viernes 25.
Después de investigar varias hipótesis la Policía dirigió sus sospechas hacia un sujeto con varios antecedentes penales, que fue detenido y acabó por confesar que había sido el autor de los tres robos. Se trataba de J.A.C., cuto destino fue decidido por el juez en lo Penal de 2º turno de Maldonado. El hombre fue a prisión acusado de tres delitos de hurto en reiteración real.

Contenido publicitario