carcel

Un hombre que llevaba todo un semestre separado de su mujer fue denunciado por propinarle frecuentes palizas. Finalmente, ante la denuncia formal del caso fue detenido y procesado con prisión. Todo ocurrió el pasado miércoles cuando la mujer ya había sido golpeada y se hallaba en un centro asistencial. La Policía fue a visitarla después de que las autoridades del sanatorio le comunicaran el hecho; en tanto, al otro día el sujeto volvió a presentarse en el domicilio de la denunciante, la tomó a golpes y la amenazó de muerte.
Los efectivos lo localizaron luego, lo indagaron y lo pusieron a disposición de la justicia. Se trataba de E.S.P.M., de 51 años, que fue procesado con prisión por la presunta comisión de un delito de lesiones personales.

Contenido publicitario