topless

Un juez de feria de la localidad balnearia de Necochea, Argentina, decidió archivar un caso presentado por la Policía, que esta semana detuvo a varias mujeres que tomaban el sol en la playa sin el soutien del bikini, es decir, “en tetas”, según sus propias expresiones. La noticia había trascendido rápidamente a todo el país y fuera de fronteras por cuanto en muchos países es perfectamente habitual, desde hace al menos 40 años, que las mujeres tomen sol en esas condiciones.

Ayer trascendió a través del portal Urgente24 que el juez de feria que actuó en el caso desestimó la denuncia y ordenó su archivo en la medida en que no hubo una infracción. “Es una resolución judicial porque la policía elevó las actuaciones y yo hasta ayer estuve como juez de feria y como juez de feria tenía que decir algo sobre la cuestión”, dijo el magistrado al portal local Cuatro Vientos.

En su resolución, el juez estableció tres puntos. “Lo primero es decir que las actuaciones por este episodio hay que archivarlas ya que los hechos, desde mi perspectiva, no tienen relevancia legal, no tienen relevancia contravencional para iniciar ningún tipo de acción”, sostuvo. “Para esto me baso en dos temas: primero que la norma que sancionaría esta conducta (artículo 70 del código de faltas) que sanciona a los actos obscenos que afecten la decencia pública y lo que yo digo es que es materialmente imposible dirimir qué es un acto obsceno y qué es la decencia pública. En consecuencia, ningún ciudadano o ciudadana está en condiciones de saber qué es lo punible y lo no punible”, sostuvo.

Cambiar las normas

El magistrado dijo que tales cosas quedan libradas a la interpretación subjetiva de cada uno. Por otro lado, sostuvo que los magistrados solo pueden “intervenir en los actos que afecten a terceras personas (el principio de lesividad) y desde mi punto de vista este acto no afecta a terceras personas porque esas terceras personas tienen la posibilidad de mirar para otro lado, de correrse un par de metros, evitarlo”, señaló.

“Todo esto, por supuesto, es completamente subjetivo y en tal caso, ante la duda sobre si esto es lesivo o no lesivo yo me tengo que inclinar por aquella posición que sea más beneficiosa para el ejercicio de los derechos, no puedo restringir derechos”, manifestó el letrado. Por otra parte, en una columna que publicó en el portal Cosecha Roja mostró su respaldo al “tetazo”, una manifestación a la que se convocó en el Obelisco porteño para repudiar lo que ocurrió en Necochea.

“Esto es un precedente aunque no significa que todos los jueces tengan que opinar como yo, si le tocara a otro juez habría que ver. Yo resuelvo casos particulares, no dicto leyes”, aclaró.

Por otra parte, el juez decidió “reclamar a la Legislatura Bonaerense que analizara la reforma del Código de Faltas en general porque normas como esta hay muchísimas y particularmente la de exhibiciones obscenas”.

Además, el magistrado decidió “reclamar a las fuerzas policiales que ante la previsible ocurrencia de otros episodios similares o de este tipo como las manifestaciones que se han anunciado traten por todos los medios de tener una actitud mediadora que posibilite el ejercicio de los derechos, que evite los conflictos y eventualmente los actos de violencia y que solo recurra a los medios coercitivos cuando no existiera otro remedio. Que básicamente sea una policía pacificadora”, señaló.

Las jóvenes mujeres de la zona aseguran que no tomarían sol de ese modo para evitar el acoso de “los guarangos”.

Contenido publicitario