La organización SOS Rescate de Fauna Marina, localizada en el Centro de Rescate y Rehabilitación en Punta Colorada, ha estado recibiendo, desde el pasado fin de semana cerca de 50 pingüinos, algunos muertos y otros en muy mal estado de salud que han aparecido en las costas de Montevideo, Canelones, Maldonado y Rocha.
Richard Tesore, coordinador de la organización, dijo al diario El País que aún no se sabe con exactitud la causa por la que las aves están apareciendo en ese estado, aunque señaló que manejan dos teorías. La primera es que hubo mucha alimentación cercana a la zona de cría, que es la Patagonia, por lo que los pingüinos, que generalmente ponen dos huevos y crían un solo pichón, esta vez pudieron criar a los dos por la abundancia de comida. “Eso pudo haber provocado que, como hay mucha población, los adultos estén desalojando a los juveniles antes de tiempo y sin tener el peso adecuado”, explicó Tesore. La otra teoría es la opuesta: problemas por falta de alimentos. “Estamos haciéndoles estudios e hidratándolos, ya que muchos están muy débiles y no pueden comer. Solo a algunos los estamos alimentando con papilla de pescado”, indicó. “Aún no sabemos cuántos van a sobrevivir. Muchos de los que fueron rescatados murieron en las primeras horas de llegar a la costa”, agregó Tesore.
“Diferentes motivos los traen a tierra: combustibles que afectan el plumaje y la impermeabilidad, heridas producidas por redes y bajo peso que dificulta mantener la temperatura en el agua y los saca del ambiente alejándolos de la comida”, explicó el experto. Tesore estima que deberán recibir asistencia por lo menos por 45 días. Una vez que se repongan, serán devueltos al mar antes de que comience el invierno, para que puedan continuar con su viaje. “Lo importante es devolverlos juntos, porque son animales que viajan en grupo”, sostuvo.

Migrando
El pingüino Magallanes o Spheniscus magellanicus es un viajero frecuente de las aguas uruguayas. La especie se reproduce en Península de Valdez, al Sur de Argentina y tras pasar el verano en esas latitudes migra al Norte, más específicamente hacia Brasil, para enfrentar el invierno con mejores temperaturas. Durante esa migración pasan dos veces en el año por las costas del país.
“Son animales que viajan todos los años de la Patagonia hasta Florianópolis o Río de Janeiro. Es un viaje que normalmente lo hacen desde mayo hasta septiembre. Este año arrancaron antes; no es normal que lleguen en esta fecha y en tanta cantidad”, explicó Tesore. Para la asistencia de esas y otras especies que llegan a la costa, SOS cuenta con un equipo de veterinarios, de estudiantes y de voluntarios. Tesore explica que en caso de encontrarse con uno de esos pingüinos en la costa y en esas condiciones, “es importante mantenerlos secos y abrigados”.
Por información o instrucciones, o para hacer llegar los animales llegar al centro de Rescate y Rehabilitación, se debe llamar al coordinador al 094.330.795.

Voluntarios

Por otra parte la organización hizo en su página de Facebook un llamado a volunatarios, “Días Difíciles en SOS. El Centro de Rehabilitación Princesa Laetitia d’Arenberg en necesita Voluntarios. 094330795 preferentemente vivan cerca”, señala la publicación. Asimismo agradeció a”los Guardavidas , a la Alcaldía de Punta del Este y a la Comisión de Bienestar Animal de Canelones que pusieron vehículos a disposición para acercar a los Animales. Muchos murieron en el Camino hacia el Centro, a esas personas que lo intentaron, solo decirles gracias y que no fue un esfuerzo en vano, estamos trabajando”.

 

Foto: Facebook de SoS Rescate de Fauna Marina

Contenido publicitario