martilloLa jueza Adriana Navarro dispuso el procesamiento sin prisión de una mujer que estaba al tanto de los robos de motos y bicicletas cometidos que cometían dos de sus diez hijos, pero no había hecho nada al respecto.

El fiscal Jorge Pasaron pidió el procesamiento de la mujer, que no tiene trabajo y cuyo esposo sufre una hemiplejia, por el delito de omisión a los deberes inherentes a la patria potestad de los hijos.

Los menores de 16 y 17 años robaron varias bicicletas y motos que desarmaron para luego vender sus partes como repuestos. Ambos jóvenes son reincidentes y por esta razón serán alojados durante sesenta días en dependencias del INAU.

La citada norma, en su inciso B establece: “el que omitiere el cumplimiento de los deberes de asistencia inherentes a la patria potestad poniendo en peligro la salud moral o intelectual del hijo menor será castigado con tres meses de prisión a cuatro meses de penitenciaría”.

Contenido publicitario