La IDM informó este domingo que durante la madrugada hubo varios disturbios a lo largo de la rambla, uno de los cuales debió ser dispersado por la policía. Desde el Centro de Videovigilancia local se alertó a los equipos del CECOED sobre unas 39 aglomeraciones en distintas partes del balneario por lo que varios móviles fueron destinados al lugar. Al llegar e intentar disuadir a los presentes para que respetaran el distanciamiento, fueron insultados y agredidos con pedradas y botellazos por lo que personal policial debió utilizar munición no letal para recuperar el orden. No hubo detenidos más que una persona alcoholizada que no quiso acatar las medidas.
Como medida cautelar y para evitar las aglomeraciones desde la Dirección de Gestión Ambiental de la Intendencia se resolvió precintar la Glorieta, así como del muelle La Pastora.
Viernes tranquilo
En tanto del viernes para el sábado y seguramente debido a las lluvias registradas en la zona, las intervenciones fueron prácticamente nulas, a pesar de haberse llevado adelante operativos. Sólo hubo algunas advertencias por ruidos molestos pero poca gente en las calles.

Contenido publicitario