La Intendencia de Maldonado y el Instituto Nacional de Rehabilitación firmaron en las últimas horas un acuerdo que permitirá a jóvenes reclusos de la cárcel de Las Rosas aprender un oficio y al mismo tiempo recibir una remuneración de parte del Ministerio del Interior. Tras la reunión, mantenida este miércoles entre el jefe comunal, Jesús Bentancur, y autoridades del INR y de la Unidad Nº 13 Las Rosas, se acordó que la IDM entregue los materiales para la elaboración de bloques. Además, los reclusos también prepararán viandas que se destinarán a los comedores municipales. El proyecto se enmarca dentro de la Ley de Urgente Consideración y les permitirá recibir una pequeña remuneración, “adquirir hábitos laborales, así como fortalecer su inserción y desarrollo personal”.
Tras el encuentro, Bentancur explicó que la finalidad “es brindarles los materiales para poner en funcionamiento una bloquera, además de avanzar en la adecuación de una cocina que les permita producir viandas y ayudar a quienes más lo necesitan”.
El director de la cárcel local, Lesly Caballero, dijo que “es un proyecto de ayuda mutua al servicio de la Intendencia y a favor de los internos”. Por su parte, la coordinadora nacional del Área de Trato Penitenciario, Mary González, sostuvo que el proyecto se está desarrollando a nivel nacional. Sin embargo, en Maldonado se apuesta a generar mano de obra para el desarrollo de las personas privadas de libertad y los organismos competentes. La Unidad de Las Rosas “se caracteriza por contar con un potencial joven y viable para cumplir con lo que establece la LUC en cuanto al trabajo, el estudio, la recreación y el deporte como factores fundamentales”.

Buena disposición
El coordinador nacional de Emprendimientos Productivos Laborales del IRN, Marcelo Luzardo, indicó que “existe un gran porcentaje de personas privadas de libertad que quiere hacerlo y nuestro interés es que ellos generen hábitos de empleo, mantenerlos ocupados y que vean una posible salida laborar para su egreso”. Destacó que en dos semanas podrían estar dadas las condiciones para comenzar a trabajar, mientras que se espera replicar este tipo de convenios con el resto de las Intendencias.
Por último, Bentancur, manifestó que el acuerdo se podría ampliar en un futuro para generar más opciones que redunden en la rehabilitación de las personas privadas de libertad.

 

Contenido publicitario