inundacion2

 

Al ir bajando el nivel en los distintos cursos de agua, tiende a mejorar la situación general en el departamento. No existen rutas ni caminos cortados, pero debiendo conducirse con precaución en las zonas rurales por el daño producido en los caminos rurales. Se esperaba que ayer, en el correr del día, podrían retornar a sus hogares las personas alojadas en las instalaciones del CEDEMCAR de San Carlos, informó el Comité de Emergencias.

Asimismo, el comité difundió diversas recomendaciones en vistas de que podrían reanudarse las lluvias intensas:

“Ante la amenaza de ser alcanzados por la inundación” se recomienda comportarse “con calma y tranquilidad; soliciten la asistencia con tiempo, a fin de ser trasladados al lugar de alojamiento, en horas diurnas, con luz natural, para tener mejores condiciones de seguridad”, indicó un comunicado.

“Se sugiere preparar con tiempo y calma un bolso o mochila de emergencias, el que servirá para estar preparados para evacuar su vivienda. Entre los elementos a tener en cuenta: Bolsa plástica hermética con fotocopias u originales de documentación relevante de la familia (Cédulas, carnets de vacunas o de asistencia de ASSE, tarjetas del MIDES, etc.). Lista de teléfonos y direcciones de amigos o familiares a quienes sea necesario contactar. Pequeña radio a pilas y una linterna con pilas de repuesto. Ropa básica para toda la familia (muda completa, calzado y un impermeable). Elementos de higiene personal (cepillo de dientes, desodorantes, jabón, pañales etc.). Resguardar la medicación que algún miembro de la familia pueda estar utilizando. Cortar el suministro de energía eléctrica bajando la llave general de la vivienda antes de retirarse”, señaló el mensaje.

También hay que conservar llaves de vehículos y viviendas, elementos de recreación, juguetes, mate etc. y resguardar “los útiles escolares para permitir la continuidad de la concurrencia de los menores a los centros de estudio”.

 

Contenido publicitario