La Intendencia de Maldonado retiró hoy los restos de la caseta de guardavidas que había sido saqueada el pasado fin de semana. En tanto, la directora de Asuntos Legales de la IDM, Adriana Graziuso, confirmó que la construcción tuvo daños por valor de 10 mil dólares y que se analizarán las cámaras de videovigilancia para avanzar en la denuncia penal radicada por la administración comunal.
La caseta no será repararda en forma inmediata, por lo que se advierte que no hay servicio de guardavidas en esa zona. “Sólo quedó parte de la estructura, lo que inhabilita a que se pueda continuar con el servicio habitual”, dijo la jerarca. Por otra parte, confirmó que hubo testigos de los destrozos y estimó que el aporte de las cámaras de seguridad “permitirán avanzar en la investigación”.
Desde este lunes 5 de marzo los guardavidas cumplen funciones entre las 10 y hasta las 19 horas a lo largo de la costa del departamento, recordó la IDM.

Foto: IDM

Contenido publicitario