policias

El propietario de una casa en las calles Covadonga y Lima llegó a su vivienda el lunes pasado en horas de la mañana y se encontró con la puerta dañada por lo que llamó a la policía inmediatamente. Grande fue la sorpresa de los efectivos cuando entraron a la vivienda y se encontraron a una pareja durmiendo plácidamente, tan dormidos estaban que tuvieron que despertarlos para llevarlos a la comisaría.
En el recinto policial fueron identificados como Néstor Alejandro Silva Sequeira de 34 años  y K.E.D.L. ella, 18 años. El hombre tenía antecedentes penales pero K.E.D.L. no.
La juez del caso dispuso iniciar la instancia judicial con el procesamiento de Silva Sequeira y K.E.D.L. acusados de haber incurrido en violación de domicilio.
La magistrada ordenó que Silva Sequeira fuese remitido de inmediato al penal de Las Rosas bajo el régimen de prisión preventiva, pero según informó FM Gente no se informó qué sucedió con la muchacha.

 A por bizcochos

Por otra parte, un hombre de 25 años de edad con antecedentes fue procesado por intento de hurto. Se le acusa de haber intentado robar una panadería después de romper un vidrio e ingresar a ella. El propietario del comercio advirtió el incidente y se trabó en lucha con el delincuente mientras su esposa avisaba a la policía, según lo informado por la policía.

Todo ocurrió a las 20 30 horas del pasado domingo cuando un matrimonio, propietario de una panadería ubicada en las calles Holanda y Acuña de Figueroa, llegaron a su negocio para llevar a su domicilio una garrafa para gas.
Tan intensa era la tormenta a esa hora que nada sospecharon cuando encontraron en el porche de la panadería, resguardándose de la lluvia, a un hombre.
Sin embargo, el panadero no quedó nada  tranquilo con la presencia del desconocido y decidió volver al comercio para asegurarse de que todo estaba bien. Al llegar notó que uno de los vidrios de la panadería había sido roto. Según el relato de FM Gente, esta vez el desconocido no estaba en el porche, estaba dentro del negocio, por lo que el propietario decidió entrar y ahí mismo se trabó en lucha con el ahora delincuente.
La esposa del comerciante, al advertir lo que pasaba, avisó telefónicamente a la comisaría. Efectivos policiales que llegaron minutos después detuvieron al perpetrador y lo llevaron a la comisaría, detenido por supuesto.
Fue identificado como Enrique Sebastián Vera Rissotto, de 25 años de edad, con antecedentes penales. Entre sus ropas se encontró un cuchillo de cocina.
El caso fue informado a Penal 4º turno. La juez a cargo abrió el proceso con el procesamiento de Vera Rissotto bajo acusación de hurto agravado en el grado de tentativa.
La magistrado dispuso que el acusado fuera enviado de inmediato a Las Rosas a cumplir con prisión preventiva mientras la actual instancia del proceso es completada con una sentencia.