Dos menores de edad fueron detenidos y luego entregados a sus padres después de perpetrar sendas fechorías propias de la adolescencia. Uno de ellos fue el que lastimó a un individuo cuando arrojó una pedrada a un ómnibus del servicio de San Carlos.

La Jefatura informó ayer que a la hora 23.50 del miércoles, en momentos que un móvil de la Brigada de Hurtos de la Seccional Primera circulaba por la calle Continuación Garzón, fueron avistados dos individuos que estaban cerca del puente de Granja Cuñetti. Al ver la unidad policial, ambos se introdujeron en un pasillo; los efectivos procuraron entonces cerrarles la salida por la otra calle, cuando uno de ellos arrojó dos piedras que cayeron sobre el techo del vehículo.

Uno de los sujetos emprendió la huida en dirección a un predio baldío, mientras el otro fue interceptado por los policías actuantes. Se trataba de un adolescente de 15 años de edad, el que fue derivado a la seccional para ser indagado sobre los hechos.

Luego concurrió al lugar de los hechos la Policía Científica, que realizó un relevamiento fotográfico y constató que el móvil policial tenía una abolladura sobre el techo del lado del acompañante.

Más tarde, dando cumplimiento a lo dispuesto por la justicia competente, el menor fue entregado bajo recibo a su mayor responsable.

Por otra parte, la Policía carolina detuvo a los muchachos que habían lanzado piedras contra un ómnibus en la Ruta 39. En su momento, enterada de la situación, la comisaría de la Seccional Segunda envió un móvil al lugar; el vehículo no fue hallado en primera instancia, pero sí fueron ubicados varios menores que se hallaban juntando piedras. Todos fueron derivados a la Seccional Segunda junto con sus mayores responsables.

Más tarde, compareció un ciudadano en la unidad actuante y efectuó la correspondiente denuncia escrita por daños ocasionados en el ómnibus; vehículo que conducía por Ruta 39 en momentos que le provocaron rotura de parabrisas.

Enterada la justicia competente, dispuso que se notifique a los responsables de los menores de ejercer mayor control para velar por la conducta y actitud de sus hijos a efectos de evitar incidentes similares”, informó la Policía.

Lesiones Personales

El pasado 14 de abril, en el barrio Hipódromo, un hombre de 37 años fue herido de arma blanca y fue trasladado a un centro asistencial. Más tarde, personal de la Seccional Sexta de Maldonado Nuevo, intervino en el lugar del hecho a un sujeto de 36 años de edad, que quedó a disposición de la justicia competente.

Finalizadas las instancias judiciales, en la tarde del miércoles la justicia dictaminó el procesamiento sin prisión de E.E.F. por la comisión de un delito de Lesiones Personales Especialmente Agravada por el uso de arma. Como medida sustitutiva tendrá “la prohibición de acercamiento y/o comunicación por cualquier medio con la víctima mientras dure el proceso”.

Contenido publicitario