Demolieron valioso chalet “Malú” para tener una mejor vista al mar

El matrimonio que había adquirido la casa construirá allí una piscina, una cancha de tenis, y otras amenidades; pidieron construir un túnel para que sus hijos puedan cruzar sin peligros

Un matrimonio compró en algo menos de dos millones de dólares la mansión “Malu” del barrio Parque del Golf de Punta del Este con el objetivo de demolerla y construir en su lugar una piscina de grandes dimensiones, canchas de tenis y otras amenidades. La demolición les permitió, además, tener una mejor vista a la costa desde su casa ubicada frente a “Malú”. La vivienda se levantaba en un predio de 5411 metros cuadrados de superficie delimitado por la rambla Lorenzo Batlle Pacheco y la avenida Del Océano en el exclusivo barrio Parque del Golf del balneario.
Los compradores viven frente a “Malú”, cruzando la avenida del Océano, en la mansión conocida como “Vista al mar”. La demolición del chalet fue autorizada por la Intendencia de Maldonado de acuerdo a lo que establecen las normas correspondientes en la materia.
En el posterior planteo, el matrimonio solicitó además la construcción de un túnel que conectara a “Vista al Mar” con el predio donde se levantó “Malú”. 
El matrimonio está compuesto por un financista uruguayo y la heredera de una de las fortunas más grandes del Brasil. La pareja se conoció en José Ignacio a comienzos del presente siglo. Se casaron en el año 2009.

Malú
El chalet Malú tenía 884 metros de superficie y se desarrollaba en varias plantas. En los años sesenta fue escenario de la movida social de Punta del Este. A una fiesta allí realizada concurrió la estrella italiana Elsa Martinelli, entre otras figuras argentinas y europeas.
Fue construido por el arquitecto argentino Arturo Dubourg, responsable de la casi totalidad de las grandes mansiones del mismo barrio. Dubourg fue el arquitecto elegido por las familias que comenzaron a llegar a Punta del Este en los años cuarenta y que eligieron al nuevo fraccionamiento denominado “Parque del Golf” como lugar exclusivo. El propio profesional levantó allí su casa, “Grey Rock”, que todavía muestra toda su elegancia sobre la rambla y ahora pertenece a una familia adinerada del Brasil.
“Sólo en Punta del Este debo tener más de 100 casas”, dijo una vez el conocido arquitecto al diario argentino La Nación, en una entrevista concedida un año antes de su fallecimiento, ocurrido el 13 de setiembre de 2003.
Malú fue demolido hace dos meses por la misma empresa que realizó la misma tarea en el predio del ex hotel San Rafael. También fue la responsable de la demolición de la icónica “Loma Verde” en cuyo predio un grupo inversor argentino construye ahora un edificio de cuatro pisos.
Hace un tiempo esa casa fue alquilada por el empresario uruguayo Juan Navarro, titular del grupo Exxel. En los años sesenta, había sido escenario de varios encuentros sociales que reunieron a las principales figuras empresariales y artísticas argentinas.