Dos delincuentes inmovilizaron al guardia de seguridad de Pueblo Mío y se llevaron un cofre vacío

Un guardia de seguridad del barrio privado Pueblo Mío, en la Ruta 104, fue atado y golpeado por dos personas que entraron por la fuerza a la cabina que se encuentra en la entrada del lugar. El hecho sucedió cerca de las 8 de la noche del sábado. El trabajador fue atado con un precinto a la altura de los pies y los delincuentes se dirigieron a una oficina administrativa de donde sustrajeron un cofre. Luego de esto intentaron llevarse una moto de uno de los empleados del complejo, pero tampoco tuvieron éxito, por lo que salieron corriendo con el botín. La sorpresa les habrá ganado al momento de abril el cofre y percatarse de que estaba vacío. La policía indaga en cámaras de seguridad y realiza todos los protocolos del caso.
Fuente: FM Gente Foto: puntaweb