El próximo gobierno será “multicolor” aseguró Luis Lacalle Pou en Maldonado

Al cerrar este viernes su campaña en Maldonado, donde llegó seguido de una multitudinaria caravana que partió desde San Carlos, el precandidato nacionalista Luis Lacalle Pou aseguró que está “orgulloso” del equipo que lo respalda a nivel nacional y departamental. También lanzó algún cuestionamiento al actual gobierno nacional y se dedicó a elogiar y agradecer al equipo técnico que lo ha respaldado. Al menos según la crónica del acto realizada por FM Gente, en ningún momento el precandidato se refirió a las denuncias contra el otro precandidato blanco Juan Sartori. Tampoco se refirió a Jorge Larrañaga ni a Enrique Antía, que quedaron atrás en las encuestas.

Por el contrario, el senador afirmó que, al lado de cada problema, “siempre hubo un compañero o una compañera de nuestro partido y de nuestro sector, empujando. Ahora hay elecciones y está bien que aparezcan muchos. Está bien que haya mucha oferta de políticos. Yo vengo a pedir la confianza para la gente de mi equipo en Maldonado, que es el que ha estado en los cinco años en los temas de la gente”, señaló.

También manifestó que ese equipo abordó temas de índole nacional que “el estado dejó de lado” y remarcó que “la Intendencia es de nuestro Partido”, aun cuando Enrique Antía lanzó su propia precandidatura a la Presidencia. “Nos jactamos de decir que tenemos un gran equipo técnico”, indicó.
Lacalle afirmó además que “nadie dice que el proceso que va a vivir el país sea fácil”. “Nosotros decimos que es difícil, que es complejo, pero que es posible. Este equipo lo va a hacer posible. El Uruguay no aguanta más mentiras y frustraciones. Nosotros tenemos que decir la verdad. Es la única manera que vale la pena ganar”, añadió. 

Policromías 
Lacalle, que encabeza cómodamente las encuestas para este 30 de junio, estimó que el país va rumbo “a un proceso de gobierno multicolor, de muchos partidos políticos, y para que sea bueno, se va a trabajando desde ahora”. También indicó que, tras el resultado de las internas, quien quede primero tendrá más obligaciones que el resto. Así hay que asumir la preferencia partidaria”. Dijo que en delante la tarea será “ponernos de acuerdo con miles de uruguayos que piensan distinto a nosotros, que votan distinto, pero que van a ser gobierno con nosotros a partir del 24 de noviembre”. 
También aseguró que concluirá esta campaña “sin hablar mal de nadie. Ni de propios ni de ajenos” y aseguró que, pese a las tensiones y las presiones, “la capacidad de no perder el foco” es lo que le ratifica que está “preparado” para asumir el mando. “La tarea nos va a demandar tanta energía que no la podemos desaprovechar en otras cosas”, destacó.
También manifestó que está pidiendo el voto para las elecciones nacionales de octubre y lanzó un compromiso: “a partir del 1º de marzo de 2020, me comprometo a hacer lo que debe realizar un gobierno y lamentablemente se está extrañando, que es ejercer la autoridad”, afirmó. “Quiero ser un presidente presente” en un gobierno “que no tenga excusas, que tenga la culpas de las cosas y no siempre se le eche la culpa a los demás”, afirmó.
Finalmente, el precandidato señaló que la caravana realizada este viernes en Maldonado fue la más grande que ha visto desde que comenzó la campaña. El dato curioso del día fue que el líder de Unión y Cambio, Rodrigo Blás, no subió al estrado en representación de su sector. Su actuación en un sonado caso judicial está en la órbita de la Comisión de Ética del Partido Nacional