A través de un decreto con fecha 15 de diciembre, el Poder Ejecutivo resolvió que los usuarios de los prestadores de salud podrán cambiar de institución asistencial entre marzo y diciembre, por lo que se elimina el denominado “corralito mutual”. El subsecretario de Salud Pública, José Luis Satdjian, informó que la medida comenzará a regir a partir del 1° de marzo de 2021 y pretende eliminar la intermediación lucrativa.
En diálogo con Comunicación Presidencial, el subsecretario explicó que la eliminación del “corralito” fue un compromiso de Gobierno que implica la defensa de la libertad de los usuarios.
En este sentido, indicó que el decreto permite la libre movilidad y la elección del prestador de salud en el cual asistirse. Dijo que el sistema anterior “era totalmente injusto para los usuarios”.
Aseguró que la nueva normativa brinda garantías al sistema, ya que es necesaria una estabilidad financiera, tanto de los prestadores, como de los equipos de gestión médica. “Se debe garantizar la trayectoria de salud de los usuarios”, subrayó.
En cuanto a los requisitos establecidos por el decreto, se destaca que los usuarios deben permanecer dos años recibiendo atención en un prestador, para luego poder concretar el cambio, que se podrá realizar entre los meses de marzo y diciembre.
Por otra parte, Satdjian aseguró que esta nueva modalidad pretende la eliminación de la intermediación lucrativa. La innovación estará operativa a partir de marzo de 2021 y encomienda al Banco de Previsión Social elaborar una lista de personas habilitadas a cambiarse de prestador antes del 31 de diciembre de 2020.
El jerarca puntualizó que, si bien los porcentajes de movilidad no fueron muy altos en los últimos años, era necesario asegurar el derecho de los usuarios a contar con esta herramienta.

Fuente: presidencia.gub.uy