Ministerio del Interior reforzará vigilancia con la instalación de medio millar de cámaras

El plan prevé extender el sistema de videovigilancia desde Maldonado hacia Rocha y, en sentido inverso, hacia Canelones

“Mediante un proceso paulatino, la Policía dispondrá de más cámaras de vigilancia para mejorar el monitoreo de diversos puntos ubicados en el este de Uruguay”, se informó este viernes desde la página de presidencia. Autoridades del Poder Ejecutivo participaron en una reunión encabezada por el secretario de la Presidencia, Álvaro Delgado, en la que se aprobó extender el sistema, lo que se realizará por ampliación del contrato y requerirá una inversión de 5 millones de dólares.

En el encuentro con Delgado, efectuado este miércoles 16 en la Torre Ejecutiva, estuvieron presentes el prosecretario de la Presidencia, Rodrigo Ferrés; el ministro del Interior, Luis Alberto Heber, y el presidente de Antel, Gabriel Gurméndez.

También asistieron el director de la Policía Nacional, Diego Fernández; el director general del Centro de Comando Unificado, Alejandro Sánchez, y los jefes de Policía de Canelones, Víctor Trezza; Maldonado, Julio Pioli, y Rocha, Jorge García.

El plan prevé extender el sistema de videovigilancia desde Maldonado hacia Rocha y, en sentido inverso, hacia Canelones. Para ello, se instalarán 586 cámaras, en un proceso que comenzará a la brevedad; el avance dependerá de la necesidad de realizar obras y de la conectividad, informó Heber. El Ministerio del Interior ampliará el contrato con la empresa que brinda este servicio. La inversión será de unos 5 millones de dólares, y no contempla las obras civiles que pueda ser necesario efectuar.El ministro explicó que, si bien el centro de monitoreo se ubica en Maldonado, habrá conexión permanente con el Centro de Comando Unificado en Montevideo.

Gurméndez, en tanto, informó que Antel dispone de tecnología para implementar esta expansión y apoyará los requerimientos de esa cartera.Además, la empresa pública de telecomunicaciones despliega fibra óptica en zonas de la capital del país con altos índices en materia de delitos, para colaborar con la instalación de más cámaras y el desarrollo de las políticas de prevención. En los barrios Borro, Casavalle, Cerro Norte, La Paloma, Sayago y Lavalleja Sur, las obras están a punto de culminar, precisó el jerarca.