La Intendencia de Maldonado aplicó multas de diez unidades reajustables a los propietarios de establecimientos comerciales y de locales que incumplieron las nuevas medidas sanitarias para evitar la propagación del covid 19 en el departamento.
Las multas fueron aplicadas por el director general de higiene y medio ambiente, Jorge Píriz, a partir de las facultades delegadas del intendente Enrique Antía. La normativa habilita a la administración la aplicación de multas desde las 10 a las 70 unidades reajustables. Una unidad reajustable equivale a 1.069,99 pesos según la cotización vigente en el mes de abril en curso.
Uno de los casos se relaciona con las actuaciones realizadas por funcionarios municipales a las 03:25 del 12 de setiembre del 2020 en el bar “La Proa” ubicado en la esquina de las calles Gregorio Sanabria casi Bergalli. En el citado comercio había dieciocho personas. Los funcionarios intervinientes desalojaron el local y notificaron a la propietaria de las actuaciones que el pasado 6 de abril fue multada en diez unidades reajustables, el equivalente a 10.699 pesos. Otra de las actuaciones fue llevada adelante en un local del barrio El Tesoro de La Barra donde se constató la presencia de alrededor de medio centenar de personas. Los hechos ocurrieron el 14 de noviembre del 2020. La multa fue la misma, diez unidades reajustables.
Otras de las actuaciones se refieren a un hecho constatado a las 01:11 del 6 de setiembre del año pasado en la chacra Mar y Sol ubicada en las calles Leandro Gómez y Beta de Maldonado donde los funcionaros detectaron que unas treinta personas participaban de una fiesta ilegal. La multa fue la misma, diez unidades reajustables.
Otra de las actuaciones se refiere a lo ocurrido en la 01:10 del 22 de diciembre del año pasado en el bar “Claudia” ubicado en Avenida de los Gauchos casi la calle 7 del barrio Maldonado Nuevo de la capital fernandina. El comercio estaba abierto fuera del horario autorizado y en su interior había doce personas. La multa fue de diez unidades reajustables. En todos los casos, las actuaciones pueden ser recurridas por las personas sancionadas hasta llegar al Tribunal de lo Contencioso Administrativo.