Vecinos de El Cortijo se movilizaron frente a la fiscalía

Una veintena de vecinos del complejo El Cortijo se movilizaron hoy la mañana frente a la Fiscalía de 3º turno de Maldonado, justo antes de entrar a declarar. Con carteles, banderas y parlantes, los vecinos reclamaron que su denuncia fuera escuchada.
En 2018 un grupo de familias de ese barrio anunciaron que realizarían una denuncia penal contra la Agencia Nacional de Viviendas (ANV), el Banco Hipotecario y la empresa Nelori S.A, después de constatar que, durante el remate de una de las viviendas del complejo un funcionario de la ANV formó parte de la puja para “picar” la subasta. En la puerta de la Fiscalía las familias reclamaron con carteles de “investiguen por favor” lo ocurrido en la oportunidad.
Este martes se realizó la ratificación de la denuncia penal en la que se acusa a particulares y funcionarios públicos de presunta estafa y fraude, respectivamente. Antes de entrar a declarar, el abogado del grupo de vecinos, Diego Durand, dijo a Correo de Punta del Este, que el Estado no les ha dado aún ninguna respuesta. “Ocurrió un remate totalmente irregular, donde la propia Agencia Nacional de Viviendas estaba rematando y repujando la cifra a la vez, afectando los derechos de las familias. Pedimos que esto sea investigado, no es lógico que se haya sobrepujado la cifra para que una inmobiliaria o un tercero compre en su propio remate, eso es ilegal”, dijo sobre el remate llevado a cabo en 2018.

Afectación directa
Son 30 las familias que se vieron afectadas por este conflicto, que nace a partir de que la empresa constructora de las viviendas, Nelori S.A fuera embargada por el Banco Hipotecario, por no pagar el préstamo solicitado para la construcción
Durand dijo que “la ANV generó, junto con el Banco Hipotecario, una situación de afectación directa a las familias” y que “no persigue un fin social; en este momento está rematando las viviendas y los derechos de estas familias”, aseveró.
Dentro de los reclamos de los vecinos se pide también que se suspendan los remates. “Acá hay gente que compró viviendas, que ha contribuido y pagado al banco y hoy no se reconocen sus derechos” comentó el abogado. “Es un avasallamiento terrible por parte de la ANV, que tiene negocios que existen con rematadores e inmobiliarias y que prevalece esos intereses económicos por encima de las realidades”, señaló.
El abogado dijo que la denuncia busca acusar “maniobras que existieron para no reconocer los derechos de las familias y para que la ANV obtuviera beneficios, sin cumplir con el fin social que tiene, que es solucionar las situaciones de las familias afectadas”.

Foto: N. Guerra