El juez penal Diego González Camejo condenó a nueve meses de prisión a un ciudadano argentino que desde mayo pasado se había dedicado a sólo a robar exquisiteces y bebidas alcohólicas de los supermercados de Punta del Este.
La fiscal Silvia Andrea Naupp y la defensora Isabel Ithurralde acordaron que el argentino se declarase culpable de seis delitos de hurto en reiteración real uno de ellos en calidad de tentativa.
Rosso asumió la culpa de los cargos imputados por la fiscalía y de acuerdo al proceso abreviado pasará cinco meses en la càrcel y los otros cuatro bajo medidas alternativas a la prisión.
Pablo Daniel Rosso llegó al balneario esteño en los primeros meses del año en curso y con el transcurso de los semanas optó por abastecerse de alimentos y bebidas sin pasar por caja.
Finalmente fue capturado el jueves por la mañana cuando pretendía robar dos frascos de dulce de leche y una gaseosa en la estación del sello ANCAP de la calle 20 y 30 de peninsula.
El sujeto circulaba en su automovil de color rojo empadronado como B581.839, matrícula que estaba en conocimiento de las autoridades. El sistema de videovigilancia lo detectó transitando por la avenida Gorlero en dirección de la estación de servicio. Allí fue detenido por dos efectivos policiales que encontraron los dos frascos de dulce de leche y la gaseosa.
El primer golpe ocurrió a las 18:15 del pasado 2 de mayo en perjuicio del supermercado Disco de las calles Remanso e Inzaurraga de la península donde robó dos botellas de tequila “Jose Cuervo”, una de vodka Absolut y varios alimentos, entre ellos una caja de hamburguesas y cinco filetes de salmón ahumado. Los efectos fueron guardados en una mochila que llevaba consigo. El sujeto fue filmado por las cámaras de seguridad.
El 18 de mayo siguiente, Rosso ingresó al local del Devoto Express de la avenida Gorlero y la calle “Los Arrecifes” donde se llevó entre sus ropas una caja de mejillones y dos botellas, una de tequila y otra de whisky. El argentino subió a su vehículo y saludó al encargado del negocio a quien le exhibió los efectos que había robado. También fue captado por las imágenes de las cámaras de seguridad del comercio. El 24 de julio el argentino ingresó al supermercado ubicado frente a la plaza México de Punta del Este. Ahí robó dos colitas de cuadril y una botella de vodka Smirnoff. También fue filmado por las cámaras de seguridad del comercio. El pasado 8 de agosto le tocó el turno otra vez al supermercado Devoto Express de la avenida Gorlero. Alrededor de las 11:15 de ese día, Rosso ingresó al citado local para robar dos quesos, uno Camembert y otro cuartirolo. También se llevó dos paquetes de chinchulines envasados al vacío. A diferencia del robo del 18 de mayo, el argentino no saludó al encargado. Al día siguiente, el pasado jueves 9 de agosto, Rosso entró al supermercado Disco de las calles El Estrecho y Mesana de Punta del Este y robó tres colitas de cuadril envasadas al vacío. Como le faltaba el postre ese mismo día ingresó al autoservice de ANCAP de las calles 20 y 30 de Punta del Este para robar los dos frascos de dulce de leche y la gaseosa. Cuando se retiraba del lugar fue detenido por la policía.

Contenido publicitario