MSP emitió comunicado ante nuevas variantes de covid-19

La mayoría de los virus SARS-CoV-2 que circulan a nivel mundial son sublinajes de Ómicron y por el momento ninguno es una variante de preocupación

En 51 países y, específicamente en la región, está presente la variante EG.5 (Eris) que según las evaluaciones de la Organización Mundial de la Salud, no es de alto riesgo para la salud pública

El Ministerio de Salud Pública informó que continúa monitorizando el comportamiento del virus SARS-CoV-2 aunque ya se declaró el fin de la pandemia.
La mayoría de los virus SARS-CoV-2 que circulan a nivel mundial son sublinajes de Ómicron y por el momento ninguno es una variante de preocupación.
En 51 países y, específicamente en la región, está presente la variante EG.5 (Eris) que según las evaluaciones de la Organización Mundial de la Salud (OMS), no es de alto riesgo para la salud pública. Esta variante EG.5 (Eris) clasificada de interés por tener cambios genéticos que pueden afectar su transmisibilidad y/o virulencia, también se detectó en Uruguay junto con la BA.2.86, clasificada como una variante bajo seguimiento*.

Síntomas
Los síntomas que producen las variantes mencionadas son los ya conocidos, los que produce Ómicron, y que pueden presentarse todos juntos o solo algunos, como son: intenso dolor de cabeza, cansancio, dolor corporal, de garganta, fatiga, tos seca, fiebre. Ante la aparición de alguno de estos síntomas el ministerio recomienda hacer la consulta en el prestador de salud.
Además, informa que la aparición de mutaciones constituye un evento natural y esperado dentro del proceso evolutivo de los virus y que el monitoreo es permanente, tanto en Uruguay como a nivel regional.
Gracias a la inmunidad natural así como la adquirida por la vacunación, el impacto de estas nuevas variantes no genera un alto riesgo para la salud de las personas, explicaron desde la cartera de salud.

Los tipos de variantes
* Variante bajo seguimiento (VUM): variable del SARS-CoV-2 con cambios genéticos que se sospecha que afectan las características del virus y con indicios tempranos de crecimiento en relación con otras variables circulantes que requiere un mayor seguimiento y reevaluación en espera de nueva evidencia.

** Variante de interés (VOI): variable del SARS-CoV-2 con cambios genéticos que se predice o se sabe pueden afectar las características del virus, como la transmisibilidad, la virulencia y que se ha identificado un número creciente de casos a lo largo del tiempo que sugieren un riesgo emergente para la salud pública mundial.

***Variante de preocupación (VOC): variable del SARS-CoV-2 que cumple con la definición de la variable de interés y que cumple con al menos uno de los siguientes criterios en comparación con otras opciones: cambio perjudicial en la gravedad de la enfermedad clínica; o cambio en la epidemiología de la covid-19 que causa un impacto sustancial los sistemas de salud y por lo tanto, requiere importantes intervenciones de salud pública o disminución significativa de la eficacia de las vacunas disponibles para proteger contra formas graves de la enfermedad.