Predio de cuarenta hectáreas propiedad de la empresa Chihuahua Club SA fue tasado en cien millones de dólares

La novedad fue aportada por el interventor del proceso concursal, doctor Alfredo Ciavattone quien, además, precisó que la deuda denunciada por la empresa es de dieciocho millones de dólares

El predio de cuarenta hectáreas ubicado al este de la desembocadura del arroyo El Potrero propiedad de la empresa Chihuahua Club Sociedad Anónima fue tasado en cien millones de dólares. La tasación fue efectuada por la reconocida casa de remates Bavastro en el marco del concurso voluntario de la referida empresa dispuesta por el juzgado de concursos de 2º turno de Montevideo.
La novedad fue aportada por el interventor del proceso concursal, doctor Alfredo Ciavattone quien, además, precisó que la deuda denunciada por la empresa es de dieciocho millones de dólares.
Sin embargo, en las deudas reconocidas por la empresa no figuran algunas obligaciones impagas como una enorme deuda por contribución inmobiliaria y otros tributos y tasas cobradas por la Intendencia de Maldonado. El interventor señaló que la relación deuda/patrimonio es muy importante.

Proceso concursal
Ciavattone recordó que a las 15:00 del próximo 25 de octubre se cumplirá la audiencia de la junta de acreedores una de las instancias más importante de este proceso concursal iniciado en abril pasado a partir de un planteo efectuado por la propia empresa al no poder hacer frente a sus adeudos.
El mayor acreedor es el titular de la hipoteca sobre el bien por unos quince millones de dólares. Ciavattone explicó que la deuda no tiene adeudos por haberes impagos o por deudas con proveedores.
En los hechos, la firma Chihuahua Club Sociedad Anónima jamás colocó un ladrillo desde el año 1992, cuando recibió el permiso para la construcción de “Marinas de Punta del Este”.
El proyecto consistía en la construcción de nueve edificios de apartamentos, 142 lofts, 90 residencias particulares y demás infraestructura de servicios como el caso de medio millar de amarras desplegadas en once muelles y dos canales de acceso y salida al mar.
El puerto ocuparía la mayor parte de la palaya Chihuahua y la villa apuntaba a albergar alrededor de tres mil personas en 502 unidades habitacionales y se planeaba la construcción de dos espigones de 125 metros de largo. El lote se encuentra sobre la margen norte del arroyo El Potrero casi en su desembocadura en el Río de la Plata.