Productor rural de Laguna del Sauce deberá pagar más de 100.000 dólares por usar un predio ajeno para poner a pastar a sus vacas

El demandado había firmado un contrato que le daba permiso para que los animales pastaran en el lugar a cambio del 50% del engorde del ganado ingresado

Un productor rural de Laguna del Sauce deberá pagar 104.264 dólares a la firma propietaria de un campo lindero por poner a pastar sus cabezas de ganado en el predio de la empresa.
El productor fue condenado el 8 de noviembre de 2021 en primera instancia a pagar la referida suma en dólares, más los reajustes legales, por el juez letrado de primera instancia de decimoctavo turno Darwin Rampoldi,
En el fallo en primera instancia el productor rural fue condenado a pagar la suma de U$S 17.639 por saldo de precio impago, U$S 12.000 en concepto de multa, U$S 59.625 por lucro cesante y U$S 15.000 por daño emergente, más el interés legal desde la demanda.
Contra ese fallo, el productor rural interpuso un recurso de apelación que determinó la elevación del expediente a un tribunal de apelaciones.

Contrato de pastoreo
Las actuaciones determinaron que en el año 2015 ambas partes celebraron un contrato de pastoreo sin tenencia de predio sobre determinados padrones propiedad de la empresa demandante. Mediante este contrato el productor demandado ingresaba ganado al predio a fin de que los animales pastaran en el lugar. La contraprestación al otorgamiento del inmueble era el 50 % del engorde del ganado ingresado. Como consecuencia de los reiterados incumplimientos del productor la firma propietaria del campo decidió ejercer la cláusula resolutoria del contrato, lo que fue debidamente notificado. Sin embargo, el productor no cumplió con el retiro del ganado el que se mantuvo en el inmueble, debiendo la propietaria promover diversas acciones judiciales para lograr el retiro del ganado y la disposición de lo que es suyo.

Ganado de varios
Ante el intento de sacar los animales del inmueble, la actora del juicio tomó conocimiento de que el ganado que se había ingresado era propiedad también de otros dos productores.
El ganado estuvo pastando en el predio mientras que la dueña no podía ingresar al mismo hasta que fuera retirado, lo que generó un beneficio económico a los codemandados que dio lugar a la acción de enriquecimiento injusto.
Luego de revisar los antecedentes, los ministros del tribunal resolvieron confirmar el fallo en primera instancia. De esta manera quedó firme la sentencia que condenó al productor rural a pagar más de cien mil dólares a su vecino de la zona de Laguna del Sauce

DEJA UNA RESPUESTA

Escriba su comentario
Ingrese su nombre