Con brigadas que sumaron más de 110 funcionarios de Aseo Urbano, dependiente de la Dirección de Gestión Ambiental, se pudo a punto todo el departamento en horas de la madrugada. Desde las 4.30 las cuadrillas limpiaron la rambla de Punta del Este, así como diversos lugares donde quedan residuos posteriores al brindis por el cambio de año y las primeras horas del nuevo.
El operativo de limpieza, que funcionó conforme a lo planificado permitió poner a punto todos los servicios a las 9.00 de la mañana.
En comparación con igual período del año anterior, según expresaron las autoridades, se notó menos gente y por ende menos residuos en las calles.
Además de Gestión Ambiental colaboró la Dirección General de Tránsito para ayudar con el ordenamiento que permitió la limpieza en pocas horas.

Contenido publicitario